Como ocurre en todas las sagas de éxito, nadie quiere que terminen. Actualmente los usuarios de un GALAXY S están encantados, ya que pudieron disfrutar en su momento de un móvil puntero en todos los aspectos, y lo mejor es que aun no ha quedado desfasado. Seguramente ellos son los primeros que se mantendrían con ese teléfono de por vida, si no fuera porque el mundo de la telefonía no para de avanzar, y rápidamente (en ocasiones ya en el momento de aparecer) quedan a la cola de la innovación. En el otro lado tenemos a Samsung, que está encantado de haber conseguido un super-ventas, pero aun así sabe que no puede parar. Hay que continuar, si ha funcionado bien, hay que exprimirlo como sea, hay que exportar esa estrategia a algo más actual.

Con esa mentalidad, como todos los grandes, Samsung se ha lanzado a continuar con su mejor camada de teléfonos, y ha creado 2 más de los llamados GALAXY. Y qué mejor momento que ahora, que está llegando el Mobile World Congress, y todo el mundo está de lanzamientos y novedades. Como he empezado diciendo, si una saga funciona, para que cortarla…

El Samsung GALAXY S es un teléfono de gama alta, con unas muy buenas especificaciones a nivel de hardware, y un sistema operativo aun mejor. Ese conjunto, a mi parecer, es lo que ha hecho que les salga tan bien el negocio. Todos sabemos que teléfonos Android los hay a patadas, incluso de mierda. Evidentemente, no tenía un precio asequible. No era para el tipo de gente que le da igual un smartphone que otro. Era para gente exigente. Para continuar con la familia, han optado por intentar captivar a un público más despreocupado. A raíz de esto han nacido Samsung GALAXY Ace, y Samsung GALAXY mini.

Samsung GALAXY Ace

Este pequeño se asemeja mucho al GALAXY S. Samsung le ha querido dar el parecido, aunque se diferencia en los acabados y colores. Parece algo más robusto que su papá, y depende de cómo, a mi me recuerda incluso a un iPhone 3G. El blanco le da un toque elegante. Por suerte o por desgracia, vendrá con Froyo de serie. Es una ventaja, pero seria la bomba si viniera con Gingerbread. No será un smartphone revolucionario, pero tampoco deja mucho que desear con su procesador de 800MHz. De pantalla tampoco se queda corto, ya que tiene una TFT-LCD de 3.5″ y con una resolución de 320×480. Sí, es una pena que no traiga ninguna variante de AMOLED, y la resolución podría ser mejor, pero esta bien.

Para los adictos a la fotografía, viene con cámara de 5.0 Megapíxeles. Vendrá con la interfaz de Samsung como de costumbre, pero un detalle que me ha gustado es que trae Swype, para los amantes de este teclado. Si no nos gusta, sabemos que siempre podemos instalar cualquier otro. En el campo de la batería creo que es suficiente para este teléfono, con 1350mAh. Algo que no me ha gustado es la memoria interna, ya que tiene poca, aunque esto suele ser habitual. Tiene 158 MB, aunque viene de serie con una microSD de 2GB. Es bueno tenerlo en cuenta. No tiene mucho más a destacar. Todo lo que Android nos da, lo tiene, por supuesto. Cuenta también con acelerómetro, brújula digital y sensor de proximidad.

En conclusión, un teléfono de gama media, con unas especificaciones respetables. Ellos lo definen como el teléfono «para los jóvenes profesionales interesados en las últimas tendencias y las redes sociales«.

Samsung GALAXY mini

Uno más en la familia. el GALAXY mini tiene el aspecto de un teléfono más convencional, con bordes más redondeados, y más compacto a la vista. Cuenta con los botones físicos de menú y atrás. Como su nombre indica, es un teléfono con especificaciones más modestas que el anterior, pero igualmente útil. Vendrá con Android Froyo también, y cuenta con los mismos sensores que su hermano. De memoria interna tiene 160MB, así que no se diferencia en este aspecto tampoco. También vendrá con 2GB en microSD de serie, así que una cosa menos de qué preocuparnos. Incluye el teclado Swype.

Como diferencias, podemos mencionar la pantalla, el procesador, y la batería. Curiosamente, son los 3 aspectos que hacen variar los precios, y los que dan más quebraderos de cabeza a la hora de decidirse. Cuenta con el mismo tipo de pantalla que el GALAXY Ace, pero esta es de 3.14″, y anda más corta de resolución, con 320×240. La cámara también es más modesta, con 3.0 Megapíxeles. Y para mi, el aspecto más crítico de un smartphone, la batería, de 1200mAh. Evidentemente, es menos exigente que el Ace, pero suponemos que también sera más benévolo en los precios, de los que aún no sabemos nada. Por cierto, como mínimo estará disponible en modelo blanco, y otro en negro.

Estos 2 teléfonos seguirán aumentando el círculo de Samsung, y se presentarán en el MWC, junto con muchas otras novedades, como el GALAXY Player, que ya analizamos aquí.

¿Os sentís atraídos por estos 2 nuevos Samsung? Creéis que deberían continuar con la saga, o mejor cortar por lo sano?

Mostrar comentarios
Vídeos El Androide Libre
Probamos el Samsung Galaxy Z Fold 2 5G, el mejor plegable del mundo
Análisis Nubia Red Magic 5S
10 trucos y consejos para las notas de voz de WhatsApp
Análisis OnePlus Nord
Análisis ASUS ROG Phone 3
Análisis Google Pixel Buds 2
Análisis Xiaomi Mi Band 5
OPPO Find X2 Lite vs realme X3 SuperZoom
Oppo Find X2
Análisis realme Band
Microsoft Surface Go 2
Microsoft Surface Book 3
Análisis Huawei P40 Pro Plus
Análisis realme Buds Air Neo
Análisis Xiaomi Redmi Note 9 Pro

Lo más visto

Cómics en tu Android
Las Web Apps, las otras aplicaciones de Android