En el pasado I/O, Google hizo un movimiento totalmente inesperado por todos nosotros: presentó el Samsung Galaxy S4 «Google Edition», una versión especial del Galaxy S4 que viene de serie con una versión pura y stock de Android. Esto mismo se repitió semanas más tarde con el HTC One, del cual también existirá una versión con Android stock en unas semanas.

Evidentemente esto ha causado un gran revuelo, pues para muchos es casi un sueño hecho realidad. Recordemos que hay mucha gente a la que no le convence el Nexus 4 (único móvil de gama alta hasta entonces con Android Stock), por lo que esto les da la posibilidad de disfrutar de una experiencia pure Google en dos de los mejores smartphones actuales.

Pero este movimiento de Google también ha dejado muchas preguntas en el aire, lo cual está provocando confusiones entre usuarios, desarrolladores y personas aficionadas a la tecnología y al mundo Android.

¿En qué consisten los dispositivos «Google Edition»?

El programa «Google Edition» que ha introducido Google con el Samsung Galaxy S4 y posteriormente con el HTC One se define por unas características muy concretas, aunque se pueden resumir en una frase: Llevar la experiencia Nexus a otros dispositivos.

Para empezar, estos smartphones «Google Edition» se venderán directa y exclusivamente desde la Google Play Store, a diferencia de los modelos normales, los cuales se venden en numerosos puntos de venta en todo el mundo. Así mismo, los Google Edition solo se comercializarán de momento en EEUU, aunque probablemente comiencen a llegar pocos meses después al resto de países con acceso a la Google Play Store.

Otra de las características y quizás la más importante es que hablamos de una versión vanilla de Android. Es decir, el sistema operativo tiene la misma apariencia que, por ejemplo, en un Nexus 4, solo que se ejecuta en un hardware mucho mejor. Esto conlleva la pérdida de muchas de las funciones exclusivas que los fabricantes añaden a sus smartphones, como por ejemplo Zoe  y Blinkfeed en el HTC One o Air View y Air Gesture en el Galaxy S4.

Tras leer estas últimas lineas, muchos os preguntaréis que dónde está el atractivo de esta versión Google Edition si se pierden muchas de las funciones «molonas» que traen las versiones normales ¿no? Pues básicamente en actualizaciones más rápidas y una mejor optimización del sistema operativo. Es decir, actualizarás al mismo ritmo que los Nexus (siempre tendrás la última versión del sistema operativo sin necesidad de esperar tres o cuatro meses) y tu dispositivo estará optimizado al máximo, lo que se traduce en una experiencia de usuario excelente y nada de lag. Esto es posible gracias a que las actualizaciones corren a cargo de Google y no del fabricante.

Un punto muy importante de estos Google Edition es que vienen de fábrica con el Bootloader desbloqueado, algo que puede resultar súper útil a todos los desarrolladores que trabajan en Android y a aquellos usuarios que les gusta cacharrear con ROMs. Es cierto que las versiones normales también permiten desbloquear el bootloader gracias a herramientas proporcionadas por los fabricantes, pero esto puede provocar una pérdida de garantía (en función de la avería y del fabricante), mientras que en los Google Edition no es así al venir de fábrica con este desbloqueado.

Por último, el HTC One y el Galaxy S4 «Google Edition» se podrán adquirir a partir del próximo 26 de junio en la Google Play Store de EEUU por 599$ y 649$ respectivamente, unas cifras muy similares a las de la versión estándar.

¿En qué se diferencia de la familia Nexus?

La diferencia más notable entre los Google Edition y la familia Nexus es el precio. El Nexus 4 de 16 GB es posible adquirirlo por unos 349 euros, mientras que los dos Google Edition ascienden hasta los 600/650 euros, que es casi el doble. En la familia Nexus se ha intentado reducir los costes al máximo para poder ofrecer un dispositivo con semejantes características a ese precio, mientras que los Google Edition están fabricados por compañías que no han escatimado en costes (aparte que los márgenes de beneficios de estos fabricantes son mayores que los de la familia Nexus).

Otra posible diferencia entre los Nexus y los Google Edition es el soporte futuro. Mientras los Nexus suelen aguantar unas tres/cuatro versiones de media, puede que los Google Edition aguanten menos al no ser smartphones controlados al 100% por Google. Recordemos que el hardware de los Nexus está controlado por Google y está pensado para aguantar las versiones de Android que están por llegar, algo que puede que no se tenga en cuenta a la hora de fabricar los Google Edition. No obstante, esto habrá que comprobarlo en los próximos años.

La última diferencia entre los Google Edition y los Nexus es que en los primeros la experiencia es 90% Google, mientras que en los otros es 100% Google. ¿En qué encontramos esa diferencia? En pequeños detalles como los botones integrados en la pantalla que Google quiere que los fabricantes usen (pero ni el One ni el S4 incluyen). De ahí que diga que la experiencia es 90% Google y no 100% Google.

¿Por qué ha hecho esto Google?

hugobarragalaxys4

Muchos están hablando de que esto va a suponer el fin de la familia Nexus, pero nada más lejos de la realidad, Sundar Pichai ha confirmado que los Nexus van a continuar existiendo y van a seguir siendo los guías del ecosistema Android. Estas declaraciones de Sundar Pichai, en lugar de aclarar las cosas, han creado aún más dudas y especulaciones, pues nadie llega a comprender por qué ha comenzado Google con esta nueva raza de dispositivos «Google Edition».

Los Nexus son el espejo de la filosofía de Google, un reflejo de lo que ellos creen que debe de ser Android y de las pautas que deben de seguir el resto de fabricantes con sus dispositivos. Sin embargo, el hardware que los de Mountain View eligen para sus Nexus no puede satisfacer a todo el mundo, por ello han comenzado con el programa Google Edition, que les permite ampliar el catálogo de móviles con «Android Stock».

Es decir, el fin de los Google Edition es que el usuario que busque una experiencia «pure Google» tenga un abanico de dispositivos más amplio donde elegir y no tenga que ceñirse solo al Nexus 4 o al Samsung Galaxy Nexus. Por lo tanto, eso no implica que los Nexus vayan a desaparecer, pues, como he dicho, son el reflejo y el guía del ecosistema Android ya que son unos dispositivos donde Google tiene el control al 100%, mientras que en los Google Edition solo controlan el software.

Otra posible razón es promover el comercio en Google Play. Si se comienzan a vender este tipo de dispositivos en la Google Play Store, Google gana dinero por la venta y, además, se comienza a popularizar las compras en Google Play, que es una de las fuentes principales de ingresos de la compañía y en la que están centrando muchos esfuerzos.

También es probable que Google decida fabricar estos Google Editions para estrechar lazos con las compañías, que como todos sabemos están buscando distanciarse cada vez más de Google. Ejemplo de ello son Samsung, que apenas mencionó la palabra Android en la presentación del Galaxy S4, y LG, que declaró públicamente en voz de su vicepresidente que desean depender menos de Google.

¿Qué podemos esperar de estos Google Edition y qué pueden suponer?

nexuslogo

Realmente no sabemos si los Google Edition han sido solo un experimento (algo habitual en Google) o van a permanecer con este programa en el futuro, pero sí sabemos que una vez que le das un juguete a un niño, es difícil quitárselo sin sufrir ningún tipo de daño. Es decir, Google nos ha dado algo que muchos esperábamos desde hace muchísimo tiempo, y como no continúe con este programa en el futuro, puede que se vea perjudicado.

Pero supongamos que continúa el programa y que resulta un éxito. ¿Qué podemos esperar en el futuro de estos Google Edition y qué pueden suponer? Para empezar, comenzarían a añadirse cada vez más dispositivos como tablets y demás. De hecho, todo parece indicar que un Sony Xperia Z Google Edition está en camino, o al menos eso dicen las últimas filtraciones.

No descartaría que este programa también dé el salto a la gama media, promoviendo así la experiencia Nexus en dispositivos menos importantes pero con un volumen de ventas mayor, algo que indirectamente ayudaría a reducir la tan criticada fragmentación, pues recibirían updates al mismo tiempo que los Nexus.

Y por último, podría influir en el futuro de las capas de personalización. Si la gente prueba Android stock y les gusta, puede que las capas de personalización comiencen a perder fuelle y, por lo tanto, empiecen a ser más ligeras y más similares a la versión pura de Android (algo como lo que hace Motorola en sus últimos modelos).

Mostrar comentarios
Vídeos El Androide Libre
4 alternativas al Samsung Galaxy A50
Los 6 móviles que han marcado 2019
Análisis Amazon eero
Xiaomi Mi Note 10 y sus 5 puntos fuertes
25 comandos de Alexa muy graciosos
Análisis Amazon ECHO DOT con reloj
Análisis Huawei Freebuds 3
Review del Roborock S5 Max
Análisis Xiaomi Mi TV 4S 55″
Análisis LG G8x
Así es el Motorola Razr
Análisis Huawei Mate 30 Pro
Las televisiones de Xiaomi llegan a España
Análisis del Netbot S15: robot aspirador que también friega
Cómo instalar la Play Store en el Huawei Mate 30
Facebook, Twitter e Instagram en la pantalla de Inicio de tu Android con SO.HO
Tubalr nos permite hacer streaming de música en YouTube sin anuncios