La noticia del día sin duda es el rediseño completo de la web de Google Play. Como el lugar de referencia de todos los usuarios de Android, es una página que está en primera línea a la hora de enseñar cuáles son las posibilidades del sistema operativo. Y la verdad es que es una nueva versión que ya tardaba. La aplicación se actualizó hace ya unos meses, y desde entonces ambas versiones han sido diferentes, algo que, como mínimo, no da buena imagen y confunde al usuario.

Por tanto, la nueva página de Google Play recoge los diseños de la app y los aplica a la web, y hay que decir que el resultado es prácticamente idéntico. No hay mas que comparar las dos imágenes para ver que aquellos usuarios que provengan de la aplicación para Android se sentirán a gusto en la web. Esto claramente es un punto positivo, pero, ¿es realmente mejor? Una página web y una aplicación no se controlan igual. Los tamaños de las pantallas son diferentes y con una controlamos el ratón y con otra pulsamos en la pantalla. Por tanto, tener el mismo diseño puede ser contraproducente.

google-play-web-2

 

La versión web de Google Play tiene grandes iconos, enormes huecos para las aplicaciones, canciones y películas, y eso significa que tendremos que hacer scroll, y mucho. Se nota que todo está hecho para ser pulsado con un dedo en vez de con un ratón. Y tendremos que pulsar mas que nunca, ya que algunas opciones que estaban en la portada de la página, ahora están enterradas debajo de varios enlaces. Por ejemplo, ya no podemos acceder a los juegos directamente desde la portada, sino que tenemos que entrar en «Aplicaciones». Este es solo un ejemplo de la «conversión» directa desde la app.

Sin embargo, no todo son malas noticias. Por ejemplo, la web es mucho mas rápida que antes. Pulsar en una aplicación y ver su contenido es prácticamente instantáneo, ya que gracias a AJAX solo se carga una parte de la página, y no tiene que cargarse entera cada vez que pulsamos en un enlace como antes.

google-play-web-3

La vista de las aplicaciones ha mejorado bastante. Ahora es mucho mas limpia y está mejor planteada. Si antes el nombre de la app y su icono estaban a un lado de la web, ahora ocupan el centro de la pantalla, en un bloque bien grande. Curiosamente, se elimina la imagen de cabecera que hasta ahora se usaba para presentar la aplicación. En cambio, el icono ahora tiene mas importancia, por lo que si sois desarrolladores tendréis que trabajarlo mejor. Igualmente, el hecho de que las imágenes ahora no estén en formato png sino en WebP servirá para reducir el ancho de banda necesario, pero molestará a muchos por no ser un formato tan usado y con pocas herramientas para convertirlo.

google-play-web-4

La sección de comentarios ha recibido una mejora importante. Ahora estos quedan ocultos por defecto, y, aparte de las puntuaciones, solo aparecen los dos comentarios mas destacados. La verdad es que queda muy bien, e incluso ahora se comprende un poco que Google obligase a los usuarios a usar sus cuentas de Google+. Las fotos y los nombres quedan de una manera muy profesional junto con las opiniones, y eso es algo que gustará a los creadores de apps. Para acceder a los comentarios, tenemos que pulsar en la flecha en la derecha, y da la sensación de que están «ocultos». El hecho de tener que hacer otro click para ver los comentarios es un fallo de usabilidad, y quita de nuestra vista una sección que para mucha gente es la mas importante.

google-play-web-5

Pero sin duda alguna, lo peor de la web de Google Play es su rendimiento. En algunos sistemas es una página que puede llegar a provocar ralentizaciones. Cuando abrí el administrador de tareas de Chrome, me di cuenta de que la pestaña de Google Play ocupaba casi 200 MB de memoria RAM, una barbaridad. Por comparar, una aplicación web muy completa como Feedly apenas ocupaba 160 MB.

google-play-web-6

No solo eso, sino que el uso de diversos efectos de animación provocaron en mi equipo (un doble núcleo con 4 GB de RAM) picos constantes de 100% de uso del procesador. Dependiendo del sistema operativo esos picos llegaban hasta el 30%, e incluso la página principal pide el 10% del procesador, sin hacer absolutamente nada. Pero la verdad es que no es la primera vez que vemos este problema. El rediseño de Google+ provoca los mismos picos de uso, hasta el punto de que abrir una sesión provoca ralentizaciones en mi ordenador. ¿También os ocurre lo mismo a vosotros?

Sea como fuere, el rediseño de Google Play gustará a mucha gente, pero no es menos cierto que ciertos detalles serán aborrecidos por varios usuarios. Esto es cierto con todos los rediseños, pero es de esperar que una web tan usada y vital para los usuarios de Android reciba un análisis mas concienzudo por parte de estos. Y a vosotros, ¿os ha gustado?

Mostrar comentarios
Vídeos El Androide Libre
Análisis de la Xiaomi Mi Smart Band 4
Análisis del Samsung Galaxy S10 5G
LG Q60: triple cámara y alta resistencia
Análisis del Xiaomi Mi A3
4 motivos que justifican dar el salto al 5G en 2019
Análisis del Samsung Galaxy A80
Análisis de Samsung Galaxy Tab A 10.1 2019
Guía de compra para móviles Xiaomi
Controla tu móvil SIN TOCARLO – SÓLO CON LA VOZ!
Cómo AHORRAR DATOS en INSTAGRAM
Análisis Xiaomi Mi 9T
Análisis Xiaomi Mi True Wireless
Análisis Amazon Kindle Fire 7 2019
TRUCAZO: Acelera los audios de WHATSAPP #STOPTURRAS
Cómo pasar de audio a texto automáticamente
Facebook elimina por fin el molesto botón de ajustes en su última beta
Paper Artist abandona su exclusividad para Samsung y permite modificar nuestras fotos en cualquier Android