Análisis del Honor 6+, el sueño de un gama alta por 400€

Análisis del Honor 6+, el sueño de un gama alta por 400€

Descubre todos los detalles de nuestro Análisis del Honor 6+, un gama alta con una calidad/precio excepcional.

Crear un smartphone de gama alta no es tarea fácil. No se trata simplemente de incorporar un procesador potente o una pantalla de alta resolución. Tampoco sirve con reducir el grosor del terminal o ponerle sensores de reconocimiento por todas partes.

Crear un smartphone de gama alta requiere un fabricante experimentado. Una marca que haya aprendido los errores del pasado y siga perfeccionando un buen producto. En el mundo de la tecnología hay un dicho: Nunca compres productos de la primera generación. Porque en los detalles está la diferencia entre un verdadero gama alta y un móvil potente.

Crear un smartphone de gama alta es lo que han pretendido con el Honor 6+. Una phablet de gran diseño, buena pantalla, procesador potente, cámara a la altura y detalles que permiten identificarlo como un producto propio y exclusivo. El Honor 6 Plus es un terminal que cuesta oficialmente 399€, muy por debajo de los móviles top de las otras compañías.

Aquí tenéis nuestro análisis y experiencia de uso del Honor 6+, el phablet de Honor (marca europea de Huawei). Acompañadnos en este viaje épico. ¿Sobrevivirá el Honor 6+ a todos los desafíos?

Análisis del Honor 6+

  • Características
  • Diseño, materiales y sensaciones
  • Pantalla
  • Cámara
  • Software
  • Batería
  • Conclusiones y Opinión

honor6-7

Características técnicas del Honor 6 Plus

El Honor 6 Plus o Honor 6+ es una phablet en toda regla. Estamos delante de un terminal con una pantalla de 5,5 pulgadas con resolución FullHD de 1920 x 1080 pixeles.

En el interior tenemos un procesador octa-core fabricado por HiSilicon, el Kirin 925T a 1,8GHz. A esto debemos sumarle los 3GB de RAM reglamentarios (LPDDR3) y una generosa batería de 3600mAh.

En el apartado multimedia el Honor 6 Plus ha sido más arriesgado apostando por una cámara con doble lente de 8 megapíxeles. Curioso cuando en el frontal tenemos también una lente de ocho megapíxeles.

Finalizamos el repaso general a las características fijándonos en la gran cantidad de opciones que tiene, no le falta nada: LTE, NFC, radioFM, infrarrojos… sin duda el Honor 6+ ha sido creado para resistir en todo tipo de circunstancias. Un apartado en el que no todos los gama alta pueden presumir.

Especificaciones del Honor 6 Plus

  • Pantalla LCD IPS de 5.5 pulgadas con resolución FullHD (1920 x 1080), 401ppi
  • Procesador HiSillicon Kirin 925T Octa-Core a 1,8GHz
  • Memoria RAM de 3GB
  • GPU Mali T628MP4
  • Doble Cámara trasera de 8MP, f/2.0 + dual LED flash, vídeo FullHD
  • Cámara delantera de 8MP
  • Almacenamiento interno de 32GB ampliable por tarjeta microSD hasta 128GB
  • Batería de 3.600 mAh
  • Conectividad: WiFi, Bluetooth 4.0, LTE, NFC, GLONASS, Wifi Direct, radioFM, infrarrojos
  • DualSIM (mismo slot que la microSD)
  • Dimensiones: 150.4 x 75.68 x 7,5 milímetros, 165 gramos
  • Android 4.4.4 KitKat + Emotion UI 3.0

Diseño y construcción: primer desafío superado

honor6-1

Empezamos por el diseño, uno de los aspectos más importantes de cualquier móvil. El Honor 6+ es una phablet con un cuerpo bastante compacto, se hace ligero y equilibrado en mano y eso se agradece. Su tamaño es quizás algo grande para ser una phablet, aunque más por mérito de la competencia que culpa de Honor. El ratio pantalla-cuerpo se sitúa en 73,2%, que es bueno pero bajo si recordamos que el Huawei Mate 7 tiene un 78%.

La parte delantera del Honor 6+ es simple. No tiene botones físicos y únicamente el LED de notificaciones de la parte superior izquierda nos llamará la atención cuando miramos hacia él. De hecho durante las casi dos semanas que he estado probándolo su diseño me ha parecido bastante plano y en ocasiones me ha costado diferenciarlo del Nexus 5. Echamos de menos algún rasgo diferencial en la parte delantera del Honor 6+.

Los laterales del Honor 6 son uno de sus puntos fuertes. En el lado derecho tenemos los botones de volumen y encendido en acabado metálico y cuyo tacto se agradece. También encontramos dos ranuras, una de ellas para insertar una nanoSIM o microSD y la segunda para una microSIM, una solución que empieza a ser habitual y en el Honor 6+ se introduce a la perfección.

honor6-6

El lado izquierdo es todavía más pulido. Nos encontramos el mismo borde metálico pero sin ningún tipo de botón, totalmente plano y perfecto para pasar el dedo por él y sentir el frío. Otra ventaja de esto es que podemos apoyar sobre este lado el móvil para colocarlo de pie en forma horizontal, no resbala y es perfecto para ponerlo encima de la mesa y ver algún vídeo de Youtube.

En la parte superior del Honor 6 tenemos también el borde metálico, el agujero de jack de audio 3,5mm, el micrófono y los infrarrojos. En la parte inferior tenemos únicamente el puerto microUSB y a diferencia del resto tenemos un acabado en plástico con bordes curvados.

honor6-11

Finalmente nos centramos en la parte trasera. Está fabricada con fibra de vidrio y las sensaciones son curiosas. Por un lado tiene la apariencia del cristal pero al tacto diríamos que nos recuerda al plástico, ya que se «pega» bastante a los dedos.

He estado probando el modelo en negro, para mi es el color más elegante aunque tiene sus problemas. Por debajo del cristal hay como una especie de granos inapreciables en el tacto pero sí a la vista. Cuando incide en ellos el reflejo se crea como un efecto azulado que le da al Honor 6+ un toque distintivo, justo ese que echamos de menos en la parte frontal.

Además de la cubierta de vidrio vemos el logo de Honor justo en el centro, el altavoz trasero y la doble cámara, otro toque original.

La pregunta importante es: ¿merece la pena esa cubierta de vidrio? Si lo que buscas es apariencia sí, es elegante, bonita y le da un aspecto premium al terminal. La parte negativa es que ese aspecto solo se mantiene cuando está limpio. Las huellas y las rayaduras son su peor enemigo. Las primeras se quitan tan rápido como aparecen, pero las segundas son cada vez más numerosas y estamos seguros que con el paso del tiempo será como el Nexus 4.

En definitiva, el diseño del Honor 6+ aprueba con nota aunque tenemos esa sensación que con el paso del tiempo irá perdiendo validez. Su cuerpo y aspecto es bueno, se nota que hay trabajo detrás. Pero la apuesta por la trasera de vidrio tiene sus inconvenientes: hemos comentado las rayaduras, también diremos que cuando jugamos lo notamos caliente. No queremos imaginar cómo habría sido con un Snapdragon 810.

El Honor 6 Plus es una phablet en un cuerpo compacto que transmite grandes sensaciones, bordes metálicos y parte trasera de vidrio muy bonita, pero a la que hay que mimar.

Pantalla y sonido: Luz y oscuridad

honor6-15

Nuestro audaz phablet prosigue su camino. Toca enfrentar dos características vitales para muchos usuarios. Hablamos de la pantalla y el sonido.

Empezaremos hablando del sonido. Su único altavoz se sitúa en la parte trasera y no dispone de ningún apoyo extra para que el sonido pueda transmitirse bien si lo colocamos hacia arriba. Si le damos la vuelta el altavoz tampoco destaca especialmente. Echamos de menos más cariño en este punto.

Justo cuando conectamos por el jack de 3,5mm nos aparece unas opciones que permite via el control del auricular pasar de canción, descargarla o compartirla. Básicamente es un pequeño añadido que el software de Huawei / Honor introduce. En cuanto a la calidad del sonido en la media, nada destacable que me haya hecho fijarme más en detalle.

Si en tema de sonido el Honor 6+ no está al nivel de lo que se pide a la gama alta, en pantalla es otra historia.

honor6-8

El Honor 6+ tiene un panel IPS de 5,5 pulgadas que da gusto ver. Estamos delante de ese tipo de móviles que no te importa estar mirando durante horas, sus colores son vibrantes y equilibrados, la pantalla tiene buenos ángulos de visión y el brillo máximo es suficiente para ver la pantalla en casi todas las situaciones.

La pantalla del Honor 6+ es una IPS de muy buena calidad, un panel sin grandes fallos. Ofrece una nitidez de 400 ppi gracias a su resolución FullHD, suficiente para todos los usuarios.

Excepto las SuperAMOLED de Samsung y las Quantum Dot Display de LG que juegan en otra liga, el Honor 6+ tiene una pantalla que sí entra dentro de lo que pedimos a un gama alta. Hemos tenido pocos problemas con la pantalla del Honor 6+. Incluso en exteriores la hemos encontrado satisfactoria, no tiene un brillo fuera de lo normal y los reflejos juegan en su contra pero aprueba con nota en este punto también.

honor6-10

Es importante destacar la pantalla cuando hablamos de phablets, ya que precisamente este apartado es el que provocará que el usuario esté contento. Una phablet sin una buena pantalla no sirve para nada, no es el caso del Honor 6+.

Esta experiencia se redondea con los gestos que permite configurar Honor, ya sea el doble toque para encender o toques en determinados puntos del terminal para activar acciones concretas como la cámara. Además de eso el sistema nos permite esconder la barra de navegación, por lo que tendremos todavía más espacio disponible para disfrutar de la pantalla.

Honor 6+ no podía fallar en la pantalla. Afortunadamente el panel IPS es muy bueno.

Cámara: Todos los ojos puestos en ella

Honor sorprendió a todos al apostar por una doble lente trasera de 8MP cada una sin estabilizador óptico de imagen. Sony está detrás de esos sensores pero las buenas noticias terminan ahí.

El apartado fotográfico del Honor 6 Plus es un experimento en toda regla. Vendieron su cámara como la mejor del mercado (típico) y los resultados dejan muchas dudas. Para anticipar los resultados diremos que podría intentar competir contra la gama alta de 2014.

honor6-4

La cámara del Honor 6+ sí agradará a aquellos usuarios que deseen tener modos originales para hacer fotos. Ojo, no hablamos de controles manuales ni fotografías en RAW. Lo que tenemos es son un conjunto de modos especiales para jugar con los resultados.

  • Modo Belleza: reduce las impurezas de nuestra piel y genera un aspecto terrorífico de muñeca de porcelana.
  • Modo SuperNoche: se presupone que mejora la nitidez y los colores de la luces durante la noche, hemos notado pocos cambios.
  • HDR: funciona muy bien, ofrece fotos con colores muy naturales aunque con poco detalle.
  • Panorámica: la interfaz nos muestra una línea recta que debemos seguir y nos marca cuando nos desviamos.
  • Marca de Agua: añade en una esquina de la fotografía datos adicionales como la posición.
  • Nota de Audio: Podemos añadir hasta 10 segundos de audio después de hacer una foto.
  • Mejor foto: Hace una ráfaga de fotos y nos muestra la mejor de forma automática

También tenemos la posibilidad de capturar sonrisas, seguimiento de objetos, filtros para todos los gustos y realizar fotografías de hasta 13MP, gracias a la combinación de sus dos lentes de 8MP.

honor6-17

La interfaz de la cámara es bastante intuitiva y rápida ya que te permite pasar de una opción a otra en un santiamén. Como nota negativa diremos que tarda en enfocar un par de segundos. Otro punto para compensar es que disponemos de muchos atajos para acceder a la cámara en forma de gestos o apretando varias veces las teclas de volumen.

Pero hablemos de la opción que caracteriza a la cámara del Honor 6+, su doble lente. ¿Para qué sirve? Básicamente han creado una opción que llaman «Apertura Máxima» que nos permite jugar con la apertura desde una focal f/16 hasta una de f/0.95. Con estos podremos enfocar a objetos y elegir la profundidad de campo que deseemos. De hecho una vez hecha la foto podemos reenfocarla después eligiendo el punto concreto de enfoque.

Aquí os dejamos una pequeña galería donde hemos realizado algunas tomas de noche, una toma a luz del día junto a la misma con HDR, un par de capturas de pantalla del modo apertura máxima y dos selfies de un servidor, uno normal y otro con el modo Belleza.

Si nos fijamos en la cámara delantera hace muy buenas fotos gracias al sensor Sony de 8MP, incluso cuenta con modo panorámico delantero. Conservador por delante e innovador por detrás parece ser la tónica de este Honor 6+.

La cámara del Honor 6 Plus es innovadora y permite mucho juego, pero cuando se la compara con otros gama alta queda un paso atrás.

Software y rendimiento; Muerte… ¿y resurrección?

Llegamos al punto clave de este Honor 6+. El momento del análisis en el que debemos posicionarnos. Honor y Huawei tienen una estrategia muy clara respecto a su software. Para ellos cuanto más mejor. EMUI 3.0, la capa de personalización que tenemos en el Honor 6+ es un claro ejemplo de como los fabricantes intentan diferenciarse a través del software.

No es la primera vez que nos encontramos con EMUI, ya hemos podido verlo en su versión mala con el Honor 3C y en su versión más actual con el Honor 6. Lógicamente ese Honor 6+ se parece más al segundo.

La capa de personalización de Honor no se parece a Android stock. Lo primero que nos damos cuenta es que no existe el cajón de aplicaciones, todas las apps están directamente en el escritorio. Si queremos organizarlas podemos hacerlo por carpetas. Cuesta adaptarse sobre todo los que venimos de un Nexus, pero no es algo que perjudique la experiencia final. Eliminar un acceso directo y eliminar la app directamente está bien.

honor6-16

El software del Honor 6+ da para hablar de decenas de detalles. Empezando por un menú de ajustes infinito y acabando por las apps preinstaladas que incorpora. Venga, hablemos de estas últimas.

De la misma manera que tenemos las Google Apps en su carpeta, todo el bloatware del Honor 6+ está junto. Para que no tengamos que perder el tiempo en buscar las apps que vamos a borrar. Atentos porque la lista es interesante: Kingsoft Office, Etiqueta Mágica NFC, Bitcasa, Twitter, Todoist, Zinio, Highlights, Más de 50 juegos de Gameloft, Asphalt 8, Bubble Bash Mania, Dragonmania, Real Football 2015 y Spiderman.

Menos mal que tenemos 32GB de almacenamiento interno y microSD. Esta cantidad de bloatware no es casualidad, ya que esas apps preinstaladas ayudan a rebajar el precio final del terminal.

Hablemos de la propia capa de personalización, de la que podéis ver algunos detalles en la galería que os dejamos a continuación. Vamos a intentar resumir los puntos clave y diferenciales de EMUI 3.0:

  • Pantalla de desbloqueo: muy completa, con acceso a la cámara, grabadora, calculadora y linterna. También se adapta a la canción que suene.
  • Accesos rápidos: Los tenemos todos, aunque no podemos ocultar los que no vayamos a utilizar.
  • Multitarea: En vez de cuadros uno encima del otro que se deslizan hacia al lado, en EMUI tenemos cuatro rectángulos por pantalla que se eliminan deslizando hacia arriba. Es más lento.
  • Notificaciones: El desplegable ocupa toda la pantalla y se muestran por un orden cronológico muy cómodo. Pero tenemos que permitir o denegar el acceso a las notificaciones constantemente.
  • Temas: Disponemos de una aplicación de temas personalizados para cambiar el aspecto de EMUI, pocos disponibles y ninguno especialmente llamativo.
  • Ajustes varios: Gestión de tarjetas SIM y elección de tonos para cada una, Huawei Beam NFC, modo simple para personas mayores, efecto Karaoke, cambiar los botones de navegación o convertirlos en un botón flotante, IU a una mano, ocultar el nombre del operador, modo guantes…
  • Control de datos: Podremos ver fácilmente los datos gastados en 4G y Wifi de cada una de las aplicaciones.
  • Control de movimiento: Podemos voltear para silenciar, levantar para bajar el volumen, acerca al oído para responder llamadas, agitar para reorganizar iconos o inclinar para moverlos. También podemos dibujar letras en la pantalla y acceder a aplicaciones concretas. Todos bastante útiles si te acostumbras a ese gesto.

El diseño de todas las aplicaciones y menús del sistema como las llamadas, contactos, galería o calendario han sido adaptadas a las líneas claras y limpias de EMUI, no nos desagrada per se aunque la mayoría de ellas son muy simples y se nota que simplemente se ha adaptada la parte superficial. No existe un trabajo cuidado en cada una de las apps del sistema, algo que podría mejorar fácilmente de cara al futuro.

Hablemos ahora del rendimiento. El Honor 6+ posee un procesador Kirin 925T, para hacernos una idea sería el equivalente en potencia a un Snapdragon 801. Los datos de los benchmarks así lo reflejan.

  • Ice Storm Unlimited: 13822 puntos
  • Quadrant: 12093 puntos
  • Antutu: 43698 puntos

En comparación el Xperia Z3 ofrece mas o menos la misma puntuación en AnTuTu, pero casi dobla en Quadrant con unos 20.000 puntos. La CPU del Kirin puede intentar competir pero esa GPU Mali está varios niveles por detrás de las Adreno más recientes.

¿Cómo es la experiencia en el día a día? Pues se nota. Aclaremos, es un smartphone de gama alta y su fluidez para moverse por menús o navegar es excelente, pero hay momentos en que sí notamos el lag y es ahí donde uno se da cuenta que algo falla. Al abrir la pantalla de multitarea se queda pensando, idem cuando iniciamos algún juego pesado. Una vez abiertas las apps o juegos todo funciona bien, incluso aunque tengamos muchos frentes abiertos (aquí sus 3GB sí se notan).

honor6-9

Una capa de personalización completa. Un procesador de fabricación propia. Algo de lag. ¿Nos falta algo?

Aquí es donde nuestro aguerrido phablet encuentra su lecho de muerte. Un desafío que ha derrotado a muchos héroes poderosos. Un dulce en forma de piruleta que muchos quieren saborear pero pocos encuentran el camino hasta ella. El Honor 6 Plus viene con Android 4.4.2 KitKat, una muerte anunciada. 

Un gama alta presentado a finales de 2014 no puede pretender llegar al mercado con un sistema operativo anticuado. Entendemos que están en ello pero esas excusas no le sirven a nadie. Si Honor quiere demostrar que está al nivel de Huawei debe empezar por aquí. Si el Huawei P8 o el Mate 7 tienen EMUI 3.1 con Lollipop, este Honor 6+ también debería.

La actualización se ha prometido para junio-julio, pero llega tarde. Llega tarde porque este Honor 6+ es el buque insignia de la marca y el que ejemplifica el mejor trabajo que pueden hacer. Hasta que Honor no compita con Huawei en ritmo de actualizaciones no nos creeremos que aspiran a todo. Y para ser considerado un gama alta hay que pasar con nota en todos los niveles.

¿Qué es lo que nos preocupa? Básicamente que este Honor 6+ no está recibiendo el cariño que requiere en forma de actualizaciones. Y quizás tampoco lo reciba en las sucesivas versiones de Android. Por otro lado, ya hemos visto EMUI 3.1 con Lollipop en el Huawei P8 y los cambios son mínimos a nivel estético y de funciones. Esperamos que logre resucitar en rendimiento.

El software ha sido el aspecto que siempre le criticamos a los terminales chinos, si Honor quiere que se nos olvide su procedencia bien haría en quitarse de encima esas malas tradiciones.

honor6-13

EMUI es posiblemente las capa de personalización más completa… y pesada. Si a esto le sumamos un procesador mejorable y encima KitKat, lo que tenemos es un suspenso en el apartado del software. Una lástima ya que aporta cosas útiles y originales.

Batería: los números no lo son todo

La combinación de 3600mAh de batería junto a una pantalla IPS con resolución FullHD prometía. Los usuarios que buscan una phablet quieren una buena pantalla y una gran batería. El Honor 6+ tiene las dos cosas.

Pero…¿una buena batería es sinónimo de una buena autonomía? No siempre. Hemos estado más tiempo del normal haciendo esta review porque las pruebas de autonomía son peliagudas. En este caso hemos considerado que valía la pena esperar algo más.

Empecemos hablando de dos problemas claros: la batería no es extraíble y el tiempo de carga es muy alto, ya que no dispone de carga rápida. Algunos fabricantes como Oppo han sabido crear sus propias iniciativas de carga rápida, mientras tanto el CEO de Huawei sorprendía con unas declaraciones que acusaban a la carga rápida de dañar la vida útil de las baterías.

El modo ahorro del Honor 6+ es muy exhaustivo. Por un lado tenemos varios planes de alimentación: Normal, Inteligente (reduce la CPU) y Ultra: funciones básicas y modo simple oscuro para apps.

Por otro lado constantemente nos recomienda cerrar o limitar el uso de las aplicaciones que consumen más batería (normalmente las de Google). Con el paso del tiempo te acostumbras a hacer caso a esos avisos y vas cerrando apps que habías dejado en segundo plano. Si clickamos en cada aplicación además veremos un examen sobre el tiempo que ha estado encendida, el uso de la CPU y los datos descargados. Se agradece ese nivel de detalle.

DSC00885

Ahora bien, ¿cuáles son los resultados de autonomía? En nuestro caso hemos visto de todo, pero tenemos que decir que estamos medianamente contentos. Bajo un uso moderado el Honor 6+ sobrevive al día con facilidad, llegando ahogadamente al final de la segunda jornada.

Sin embargo con un uso medio-intensivo la batería se esfuma. En esos casos e intentando cerrar alguna app, llegamos a las 3h de pantalla encendida con suerte. A lo largo de estos días mi tiempo medio de pantalla se ha situado entre las 3 y 4h de pantalla activa, superando las 5h-6h cuando activo el modo Ultra al final y cuido la batería mínimamente. Al final todo indica una falta de optimización del procesador, que lleva muy mal los cambios de velocidad.

La batería es otro de los aspectos más importantes de una phablet y la del Honor 6+ es buena, aunque esos 3600mAh prometían algo más.

Conclusión del análisis del Honor 6 Plus: Rival poderoso pero no épico

honor6-18

¿Es el Honor 6+ esa criatura temible que nos presentaron? ¿Ha conseguido el Honor 6+ convertirse en el héroe que necesita el fabricante para luchar contra los otros dragones?

Crear un smartphone de gama alta es una tarea compleja y al alcance de pocos. Desde aquí creemos que Honor sí lo ha conseguido. El Honor 6+ es perfectamente una phablet de gama alta… de 2014.

La cámara, pantalla, diseño, batería… todos los aspectos del terminal son excelentes pero no pueden compararse en ningún momento con la gama actual de 700€. Pensemos una cosa, los gama alta del año pasado ya se encuentra a un precio que rivaliza con los 399€ que cuesta el Honor 6+. El mundo de la tecnología avanza a pasos agigantados y desde que se presenta un móvil hasta que llega al mercado han pasado muchas cosas.

Recomendamos el Honor 6 Plus a aquellos usuarios que quieran una phablet, estén dispuestos a pagar algo más que por un OnePlus One y les importe el diseño y la calidad de la pantalla. Su cámara no está entre las mejores pero cumple, la batería es suficiente y su único fallo a la larga será una mezcla entre falta de soporte y parte trasera estropeada.

Honor lo está haciendo muy bien en Europa. Está creando una línea reconocible de terminales de todas las gamas. El Honor 6+ es un buen modelo para convertirse en su buque insignia, pero para finales este año le pedimos que controle mejor los tiempos. Fallos como el de KitKat o el experimento con la cámara ejemplifican que todavía hay campo de mejora.

Sí hay que reconocerle algo al Honor 6+ es su apuesta firme por un diseño logrado, una pantalla IPS del mejor nivel y una característica muy importante: personalidad propia. Honor la tiene y posiblemente esa sea su mejor baza de cara al futuro. Que tiemblen los dragones coreanos.

honor 6 cover

Mostrar comentarios
Vídeos El Androide Libre
Cómo crear tu propio ROBOT
Cómo ver HISTORIAS de Instagram SIN SER VISTO
Análisis Black Shark 2
Análisis OnePlus 7 Pro
Samsung, los Galaxy A y el futuro de la compañía
Las mejores apps de RADIO en el móvil
BlackShark 2: Unboxing y toma de contacto
Análisis del Huawei P30: el equilibrio hecho móvil
Análisis Pixel 3a XL
Unboxing Google Pixel 3a XL
Samsung Galaxy A50 vs Xiaomi Mi 9 SE
Huawei P30: unboxing y primeras impresiones
Personaliza los botones de tu móvil Xiaomi sin instalar nada
Convierte tu Smartphone en un Kindle con estas apps
5 APPS del TIEMPO que debes conocer

Lo más visto

¿Qué son los cristales de pantalla 2.5D?
Samsung Galaxy S6 Edge vs HTC One M9 vs LG G4