Las aplicaciones gratuitas de VPN en Android no son de fiar

Las aplicaciones gratuitas de VPN en Android no son de fiar

Tras un estudio en el que se han analizado las aplicaciones gratuitas de VPN los resultados son concluyentes: la mayor parte de ellas no son seguras.

Tras un estudio en el que se han analizado las aplicaciones gratuitas de VPN los resultados son concluyentes: la mayor parte de ellas no son seguras.

El cerco a nuestra privacidad es cada vez más estrecho. Sin que debamos ser paranoicos, hay que valorar toda la información que cedemos a terceros con el paso por los distintos servicios que utilizamos a diario. Redes sociales, cuentas de correo, nuestro móvil, sus aplicaciones… Ser completamente anónimo es prácticamente imposible cuando nos conectamos, nuestra dirección IP se chiva de nuestro rastro.

Hay maneras de esconderlo, como utilizar proxies que oculten nuestra IP real o VPNs que nos garanticen el anonimato al ofrecernos un túnel con el que trasladarnos a otra parte del globo alterando nuestra identidad  digital. No son seguros al 100 %, pero sí ofrecen un mínimo de privacidad. Siempre y cuando quien nos preste el servicio garantice dicha privacidad.

La mayor parte de VPNs gratuitos en Android no son privados

Demostrado: las aplicaciones gratuitas de VPN no son de fiar

Los datos vienen de una investigación conjunta en la que han participado, entre otros, la universidad californiana de Berkeley y CSIRO, una agencia federal australiana de investigación. Han analizado mas de 300 aplicaciones Android gratuitas que ofrecen servicio de anonimato y conexión a otros países utilizando servicios de VPN. Los datos son, cuanto menos, preocupantes.

Demostrado: las aplicaciones gratuitas de VPN no son de fiar

De esas trescientas aplicaciones analizadas se han extraído los siguientes datos.

  • Seguimiento del usuario por parte de terceras empresas. El 84 % de las aplicaciones estudiadas rastrea las acciones del usuario.
  • Malware. El 34 % de las aplicaciones contenía algún tipo de malware.
  • Opacidad. El 18 % d elas aplicaciones no especifica el servidor final de VPN.
  • Falta de encriptación. A pesar de que uno de los motivos para usar un VPN es la seguridad, el 18 % de las apps analizadas no cifra las conexiones.
  • Manipulación de tráfico. El 16 % del total de aplicaciones modifica el HTTP del usuario llegando, incluso, a inyectar código Javascript.
  • Intercepción de cuentas y contraseñas. Tres de las aplicaciones analizadas interceptaban el tráfico cuando el usuario accedía a bancos, redes sociales y tiendas online.

Demostrado: las aplicaciones gratuitas de VPN no son de fiar

En todo momento el estudio se centra en las aplicaciones de VPN gratuitas, aunque tampoco están exentos los servicios de pago. Hay que prestar especial atención a todo lo que hacemos cuando utilizamos los servicios de VPN en nuestro móvil, especialmente si vamos a utilizar datos sensibles como las contraseñas y datos de acceso a los servicios contratados.

Vigila el uso que haces de los VPN

Siempre he pensado que son aplicaciones excelentes para conectarse a servicios que no están disponibles en nuestro país, pero también es cierto que hay que tomar precauciones dada la cantidad de información privada que pasa por los servidores VPN. No te fíes de los servicios gratuitos y apuesta por un VPN premium. PrivateTunnel es de mis preferidos. También TunnelBear.

Vía The Verge

Mostrar comentarios
Vídeos El Androide Libre
Análisis del Xiaomi Mi 8 SE
Todas las posibilidades fotográficas del Samsung Galaxy S9+
Análisis OnePlus 6
Análisis Xiaomi Redmi Note 5
Análisis Honor 10
Análisis Xiaomi Mi MIX 2S
Portátil y tablet al mismo tiempo: Yoga 920
Samsung Galaxy S9+, análisis y opinión
Unboxing del Samsung Galaxy S9
Probamos los Sony Xperia XZ2 y XZ2 Compact
Samsung Galaxy S9 y S9 Plus: pre análisis
Inauguración de la tienda de Xiaomi en Barcelona
Análisis Honor 9 Lite
Consejos para hacer mejores fotos con tu móvil cuando salgas de fiesta
Cómo ver cualquier vídeo en la TV con Chromecast y VLC para Android
Nokia mantendrá sus móviles actualizados, como los Nexus
¿Y si la gran novedad del Samsung Galaxy S8 fuera Windows?