¿Tiene sentido que los fabricantes lancen tantos móviles?

¿Tiene sentido que los fabricantes lancen tantos móviles?

Año tras año vemos como los fabricantes renuevan sus gamas más rápido. ¿Tiene sentido este movimiento? Creemos que no tanto.

Uno de los dispositivos más esperados del mercado en la Microsoft Surface Pro 5. La semana pasada vimos como Microsoft presentaba un portátil Surface, quedando el futuro del prometedor 2 en 1 en el aire. Hoy conocemos unas declaraciones sobre el futuro de Surface que quizás sería buena idea que se aplicasen a Android.

Surface Pro 5 llegará cuando tenga que llegar

Lo reconozco, soy un amante de las tablets. Desde mi primera bq Verne hasta mi actual iPad Air 2 he pasado por varios dispositivos, y seguramente esto siga siendo así en el futuro. Cuando mi anterior portátil llegó a su fin estuve cerca de adquirir una Surface 4 Pro; el 2 en 1 por excelencia; aunque al final acabé eligiendo un portátil más convencional (y asequible).

La Surface Pro 4 llegó el pasado 26 de octubre de 2015, hace más de año y medio. Eso nos ha hecho preguntarnos a muchos donde se encuentra su sucesora (que según los rumores, podría ser presentada el próximo 23 de Mayo). Un directivo de Microsoft ha salido a desmentir dicho rumor.

En la entrevista podemos comprobar sus declaraciones, en las que afirma que habrá un momento en el que llegue la Surface Pro 5, pero que no es un momento que sea cercano. Los motivos que ha argumentado es que no piensan lanzar una nueva Surface Pro hasta que consigan crear un sucesor que merezca la pena. Una declaración que a un servidor le ha llamado la atención, básicamente porque se trata de un argumento bastante razonable que pocas veces vemos en el mercado de la electrónica de consumo.

Microsoft lanzará su nueva generación cuando esté bien preparada ¿Y el resto de fabricantes?

¿Por qué son importantes estas declaraciones?

sensor de huellas galaxy s8

Por muy razonables que nos parezca este argumento, no parece ser una idea tan sensata para los fabricantes. En cada vez más ocasiones estamos viendo como los ciclos de desarrollo y producción cada vez son más acelerados, llegando a no solo tener dos presentaciones al año de buques insignia, sino que además en ocasiones vemos hasta versiones plus.

Sinceramente, nos gusta el planteamiento de Microsoft, ya que transmite un mensaje bastante importante. Lo que nos vienen a decir es que ellos no van a lanzar un nuevo dispositivo solo porque el calendario lo marque, sino que lo lanzarán cuando puedan lanzar un producto que merezca la pena.

Los mejores móviles no consiguen la perfección para adaptarse al calendario de ventas.

En el otro lado de la moneda podríamos ver casos como el del Galaxy S8 con su lector de huellas. A pesar de ser un dispositivo sobresaliente en la mayoría de los aspectos, las intenciones iniciales del fabricante surcoreano eran de lanzar su móvil estrella con un lector integrado bajo la pantalla (o incluso en el frontal). Al Google Pixel con la resistencia al agua le sucedió algo similar, ya que la gran G si que quería implementarlo, pero se vieron sin tiempo.

Si las razones para no crear un teléfono perfecto es que no da tiempo a que llegue a una fecha concreta, acaba quitándote el interés por renovar el dispositivo. Cuando buscamos lo mejor, no nos interesan productos que se han quedado a medias. Por otro lado, hay otro tema que nos interesa más, y es que con un ciclo de renovación más aplazado, también deberíamos de disfrutar de un mayor ciclo de soporte.

Apple ya sigue esta estrategia… más o menos

Y claro, si hablamos de actualizaciones, toca hablar también de Apple. En varias ocasiones hemos criticado la fragmentación de Android. Sabemos que una de las causas de que muchos usuarios sigan estancados en versiones con varios años de antigüedad se debe a la dejadez de los fabricantes en dar soporte, pero el corto ciclo de vida de un producto también tiene la culpa.

Hay una “añada” de Android que personalmente me gusta mucho. Hablamos de 2014, un año que nos dejó excelentes terminales como el LG G3, OnePlus One, Xiaomi Mi 4 (el cual sigo utilizando) o el Galaxy S5. En la actualidad cualquiera de estos móviles sigue dando un rendimiento decente hoy en día, y los gamas altas (e incluso medias) de años posteriores van a sobrevivir incluso mejor al paso del tiempo.

Esto nos quiere decir que la fragmentación va a seguir aumentando aún más, ya que aunque los dispositivos cada vez aguantan mejor el paso del tiempo, no pasa lo mismo con el soporte, donde unos pocos nos dan dos años de actualizaciones, mientras que en la mayoría de los casos, el buen soporte de un fabricante acaba cuando lanza un nuevo móvil.

Apple vende sus últimas dos generaciones de iPhone, extendiendo así el ciclo.

El modelo de Apple no es tan malo, y es que controlar tu propio ecosistema a veces te otorga ventajas. Sí, Apple también lanza un móvil nuevo cada año, aunque la verdadera renovación suele ser cada dos. En los años impares suelen lanzar el modelo “S”, un indicativo que viene a decirnos que se trata del mismo teléfono, pero en una variante más potente.

Lo importante de esta estrategia es que consiguen dar un buen soporte a largo plazo porque siguen vendiendo dispositivos con plataformas similares durante largos periodos de tiempo (el iPad Air 2 se ha encontrado en la tienda de Apple casi dos años y medio).

El nuevo iPad tiene el procesador del iPhone 6S, el cual seguirán vendiendo junto al modelo del año pasado.

Los fabricantes deberían plantearse ciclos más grandes

Hubo una época en la que Samsung fue extremadamente criticada, ya que la compañía surcoreana lanzaba al mercado una gigantesca variedad de dispositivos. Sin lugar a dudas han ido a mejor, no solo simplificando su catálogo sino dando un mejor soporte que el que antaño ofrecían.

Android 7 multiplica por 5 su presencia en dos meses

Reducir el catálogo de dispositivos y vender tus gamas de años anteriores a un precio inferior es una buena fórmula para; no solo ahorrar en costes de diseño; también para ofrecer un mejor soporte a teléfonos que se siguen vendiendo.

Lo ideal sería que los fabricantes dejasen esa absurda carrera del hardware, y que se centrasen en lanzar una nueva generación cuando realmente estén preparados para lanzarla, y no cuando el calendario de ventas lo dicte.

No obstante, para que todo esto se cumpla, es necesario que los vendedores de chips sigan ofreciendo soporte para nuevas versiones de Android. Si tenemos en cuenta que Qualcomm; uno de los mejores fabricantes de procesadores; no ofrece drivers para nuevas versiones pasados tres años, ¿cómo vamos a pedir buen soporte a los fabricantes que dependen de estos chips? Teniendo en cuenta que se acabó la guerra en potencia, deberían ofrecer mucho más.

Mostrar comentarios
Vídeos El Androide Libre
Portátil y tablet al mismo tiempo: Yoga 920
Samsung Galaxy S9+, análisis y opinión
Unboxing del Samsung Galaxy S9
Probamos los Sony Xperia XZ2 y XZ2 Compact
Samsung Galaxy S9 y S9 Plus: pre análisis
Inauguración de la tienda de Xiaomi en Barcelona
Análisis Honor 9 Lite
Consejos para hacer mejores fotos con tu móvil cuando salgas de fiesta
Cómo ver cualquier vídeo en la TV con Chromecast y VLC para Android
Ver Madrid en 360º con Samsung Gear 360
Top 25 comandos OK Google
Huawei Mate 10 y Mate 10 Pro: opiniones y toma de contacto
Nuevo Samsung Galaxy J2 2017
Nubia Z17S y Nubia Z17 mini S, características y precio
Honor 6C Pro, características y precio
WhatsApp y las estafas: de Netflix a Mercadona, nadie regala nada
Qualcomm presenta los nuevos procesadores Snapdragon 660 y Snapdragon 630