Filtraciones, una manera más de hacer publicidad

Filtraciones, una manera más de hacer publicidad

Hoy en día, las filtraciones se están consolidando como una forma más de publicidad para muchas marcas. El hype vende... Si no, que se lo digan a OnePlus.
5/06/2017 a las 19:38 UTC · Manuel Fernández

Las filtraciones en Android son algo muy habitual, y más cuando lo que se avecina ligado a estas es gordo y esperado. Pero ¿son más que eso, simples filtraciones? ¿Es publicidad adicional? Y lo mejor… ¿Quiénes son sus autores?

Da igual cuántas veces ocurra y de qué manera: siempre habrá filtraciones. Sean verdaderas o falsas, se han convertido en el pan nuestro de casi cada día a medida que un nuevo dispositivo amenaza con atacar nuestro bolsillo y dejarnos sin dinero. Un ejemplo claro es lo que está pasando con el OnePlus 5, lo último nacido del «tren del hype» que amenaza con arrollarnos. Y si lo miramos bien, surgen preguntas: ¿son verdaderas o falsas? ¿Quién las perpetra? Porque amigos míos, las filtraciones no se quedan sólo detrás del nombre: son más que eso.

Independientemente de ello, son una fuente casi asegurada de publicidad y en muchas ocasiones gratis, puesto que medios como El Androide Libre deben estar al pie del cañón para informaros de todo lo que pasa respecto a estas informaciones. Y es que hay mucho que no se conoce de ellas. Por lo tanto, me debo en mi humilde obligación de arrojar algo de luz sobre este delicado asunto: las filtraciones en Android.

¿Cómo percibimos las filtraciones?

Filtraciones, una manera más de hacer publicidad

Una de las ventajas y en ocasiones desventajas de internet, es que el escepticismo casi impera por todos sus lares. A no ser que sea algo verídico, es muy, pero que muy difícil que podamos fiarnos de algo que no viene de una fuente oficial, y casi instantáneamente lo desechamos como información válida y la calificamos como lo que se conoce como «fake.» Y no está mal ser precavidos en la Red de Redes, pero tampoco podemos ser tan drásticos: no todo es falso.

Eso depende muchísimo del tipo de usuario y del tipo de contenido que se le muestre a este. No es lo mismo que le hubiéramos puesto sobre la mesa una imagen de un Galaxy S8 antes de su presentación a alguien que no le interesa mucho la tecnología que a otro que está pendiente todos los días. También depende, obviamente, de la veracidad de la fuente y de la propia filtración. Hay «fakes» que se huelen a leguas de distancia, pero otros que pueden ser bastante dudosos. Pero…

Muchas veces, los filtradores son trabajadores o los ensambladores de dichos dispositivos que se juegan su puesto de trabajo en pos de dicha información. Si vas a filtrar algo que acabará con tu trabajo, por lo menos deberás hacerlo a escondidas, de ahí que muchas veces la calidad de las fotografías sea bastante mala. ¿Qué les mueve? No se sabe, pero es un hecho que rechazar una fotografía sólo por su mala calidad, es un error.

Hay muchos ejemplos verídicos

Filtraciones, una manera más de hacer publicidad

¿Recordáis las filtraciones que hubo con el Galaxy S8? Sin duda uno de los dispositivos del año y su llegada era muy esperada por muchos. El Galaxy S7 Edge fue un terminal que dejó el listón muy alto y el salto generacional no nos defraudó. Cierto es que hubo mucha falsedad por ahí, pero la gran mayoría de filtraciones que hubo acertaron con el diseño final, y sentaron los precedentes a la siguiente generación de los Galaxy Note.

¿Por qué se producen si filtrar algo puede acabar con tu trabajo? Para empezar, el volumen de visitas y de fama puede volver a dicho filtrador un posible beneficiario de una suma de dinero importante. Por contra, pueden ser muchas otras cosas: que alguien de la competencia le pagare por la filtración, que una persona anónima le pagase… Nadie sacrifica su trabajo gratis. Siempre hay algo a cambio.

Filtraciones, una manera más de hacer publicidad

Además, estos «escapes» de información suponen, como ya he dicho anteriormente, publicidad gratis. Esto abre la puerta a la suposición de que la propia empresa fabricante haya producido la filtración para generar entusiasmo y misterio alrededor del producto y que la difusión se haga sola. El morbo vende. Empresas como OnePlus usan dicho «hype» para potenciar al máximo sus ventas (aunque a veces les salga mal) y tener la mayor cantidad de personas «enganchadas» posibles a todo esto. No sería raro que se confirmara que todas las filtraciones que hubo del LG G6 fueran hechas por la propia LG. Aunque es una medida arriesgada.

Hay algunas caras conocidas

Filtraciones, una manera más de hacer publicidad

Seguro que reconocéis la imagen que os pongo más arriba. Provocó bastante revuelo, puesto que confirmaba los diseños tanto delantero como trasero del Galaxy S8. Uno de los filtradores más famosos que hay no tardó en hacerse eco de la noticia: Evan Blass. Y sí, seguro que por ese nombre muchos de vosotros no tendréis ni idea de quién os estoy hablando. Seguro que con esto os suena más: Evleaks. Y si no, ya os lo cuento yo, de buen rollo todo.

Editor en blogs de tecnología y filtrador, Evan Blass es uno de los canales de información más fiables que podemos tener en el mundo de la tecnología Android. Desde su Twitter informa continuamente de todo lo que se cuece en este mundillo, y sobre todos sus aspectos: fechas, diseños, rumores… Y acierta muchísimo. Por algo se le tiene el respeto que se le tiene.

Esto le viene de perlas para acelerar su trabajo como editor y obtener la mayor cantidad de información para la prensa. Y aunque parezca algo increíble, esto se ha estandarizado tanto que incluso hay medios de comunicación dedicados completamente a la filtración de información. La (a veces) psicosis por obtener la exclusiva más rápida es clave e imperante en este tipo de negocios: o llegas el primero, o no llegas. La influencia de las nuevas tecnologías ha ahondado tanto en nuestras vidas que incluso ha creado nuevos tipos de trabajo, aficiones o categorías de información. Y la cosa no tiene pinta de acabar ahí.

No es lo mismo un render que la verdad

Filtraciones, una manera más de hacer publicidad

A muchos les parecerá idiota esta cuestión, pero hay que aclararlo. Muchos, cuando hay una filtración de un render de prensa, ya se aventuran a confirmar que ese será el diseño final. No tiene por qué ser así, y es en estos casos cuando lo que he comentado (bastante) más arriba cobra más sentido: no debemos fiarnos siempre de todo. Los términos medios, es lo que tiene.

Muchos «fakes» intentan hacerse pasar por renders precisamente para acreditar una falsa veracidad y colar más como verdadera. ¿Por qué? Porque los renders de prensa suelen acertar, puesto que en teoría confirmarían casi definitivamente el diseño final del producto en cuestión para usarlo en imágenes promocional o multimedia publicitaria. Pero no por ello deben ser reales, y no sólo por los fakes. Aunque un render suele ser fiable como ya se ha dicho, puede ser que sea un despiste, o que el diseño diste mucho del real. A si que no demos esto por «rendido». Perdón.

Filtraciones, una manera más de hacer publicidad

Aquí os pongo el ejemplo de uno veraz, el del LG G6. Pero esta es una de esas ocasiones en las que sí es verdadero, y las filtraciones alcanzaron su estatus de fiables. Por lo tanto, podemos dejar claro que debemos tener en cuenta el factor de la publicidad a la hora de juzgar un contenido filtrado o no. A las empresas les interesa de verdad que se hable de su producto, pues no sólo beneficiará a este, sino que se dará a conocer el nombre de la marca en cuestión. ¿Qué pasa si le preguntamos a un amigo sobre su versión de Android? «Es un Samsung.» «Es un LG.» «Un Huawei.»

No os fiéis de aquellos que sólo pretenden vender más que de presentarte la verdad.

Mostrar comentarios
Vídeos El Androide Libre
4 alternativas al Samsung Galaxy A50
Los 6 móviles que han marcado 2019
Análisis Amazon eero
Xiaomi Mi Note 10 y sus 5 puntos fuertes
25 comandos de Alexa muy graciosos
Análisis Amazon ECHO DOT con reloj
Análisis Huawei Freebuds 3
Review del Roborock S5 Max
Análisis Xiaomi Mi TV 4S 55″
Análisis LG G8x
Así es el Motorola Razr
Análisis Huawei Mate 30 Pro
Las televisiones de Xiaomi llegan a España
Análisis del Netbot S15: robot aspirador que también friega
Cómo instalar la Play Store en el Huawei Mate 30
Google endurece su política en Google Play: no más manipulación
Así evolucionaron las tarjetas SIM: de enormes a invisibles