Análisis del Wiko View 2 Plus, una sorpresa agridulce

Análisis del Wiko View 2 Plus, una sorpresa agridulce

Llega a nuestras manos un nuevo dispositivo de Wiko, sobre el papel tenemos una gran combinación de componentes. ¿Estará a la altura en la práctica?
12/10/2018 a las 20:03 UTC · Borja Simancas Delgado

No es algo nuevo que la gama media en Android es el escalón donde más competencia existe. Todo aquel que intente obtener un trocito del pastel, entre tantas opciones, debe tener unos argumentos sólidos para captar la atención de los usuarios. Y hoy, os traemos un nuevo candidato.

Llega a nuestras manos el Wiko View 2 Plus, un dispositivo que en líneas generales sorprende. Pero una vez profundizamos en su uso, empezamos a encontrarnos luces y sombras. Algo que os detallamos en el análisis realizado a este nuevo Android, llegado desde la mismísima Francia. ¿Empezamos?

Características del Wiko View 2 Plus

Características del Wiko View 2 Plus

Un breve repaso a la hoja de especificaciones nos muestra que este nuevo Wiko viene bien equipado. Cuenta en su interior con un hardware interesante, además de venir acompañado de la moda de este 2018, una pantalla con notch.

  • CUERPO
    • Dimensiones: 153,4 x 73,2 x 8,6 mm
    • Peso: 166 gramos
  • PANTALLA
    • Tipo: IPS LCD
    • Tamaño: 5.93 pulgadas
    • Resolución: 720 x 1512 | 19:9
  • CARACTERÍSTICAS PRINCIPALES
    • Procesador: Qualcomm Snapdragon 450 | Octa-Core 1.8 GHz Cortex A53
    • GPU: Adreno 506
    • Sistema operativo: Android 8.1 Oreo
  • MEMORIA
    • MicroSD: Hasta 256 GB
    • Interna: 64 GB – 4 GB RAM
  • CÁMARAS
    • Trasera: Dual de 12 MP PDAF | f/2.2 | flash LED
    • Delantera: 8 MP | f/2.0
  • CONECTIVIDAD
    • WiFi 802.11 b/g/n
    • Bluetooth 4.2
    • GPS
    • Radio FM
    • microUSB
  • SENSORES
    • Lector de huellas
    • Acelerómetro, brújula, giroscopio y sensor de proximidad
  • BATERÍA
    • 4000 mAh Li-Po

Como decíamos, el nuevo Wiko View 2 Plus cuenta con unos buenos ingredientes, a priori, queda ver si la receta ha sido bien ejecutada. Ya que un smartphone es algo más allá de una lista de hardware, es la experiencia que ofrece y las sensaciones. Así que vamos a empezar a entrar en los detalles.

Diseño llamativo, pero delicado

Una vez hemos sacado el dispositivo de la caja observamos su diseño, llama la atención el tamaño de su pantalla respecto a un cuerpo comedido. Para un teléfono de casi 6 pulgadas, tenemos un dispositivo muy manejable y fácil de llevar con nosotros.

Se agradece el tacto rugoso del botón de encendido

Tras tenerlo unos segundos en nuestras manos, notamos dos aspectos que nos gustan. El primero es el tacto rugoso del botón de encendido, algo que se agradece para identificarlo en condiciones de poca luz. Lo segundo es el diseño de la parte trasera.

Este nuevo Wiko View 2 Plus cuenta con una trasera que reacciona ante la luz, mostrándonos un reflejo que entra por los ojos. Un diseño que no es nuevo, ya que es bastante usado por Honor en sus dispositivos. Sin embargo, se agradece que huya de un diseño tradicional y aséptico.

El peaje que debemos pagar por un diseño llamativo, huellas y arañazos por mucho cuidado que tengamos

No encontraremos materiales exóticos, ya que el material principal es el plástico. Pero a diferencia de otros dispositivos, que usan el mismo material, el usado en este Wiko es especialmente delicado. Siendo una superficie que atrapa las huellas de manera espectacular y con una tendencia a arañarse con solo mirarlo de reojo. Además de un tanto resbaladizo.

La trasera atrapa huellas y recibe arañazos con demasiada facilidad

Si bajamos a la zona inferior del dispositivo, nos encontraremos con el micrófono y un puerto micro USB. Este último detalle nos ha sorprendido, ya que en pleno 2018 debería ser casi obligatorio usar el conector USB Tipo C, que ofrece una mejor experiencia.

Subiendo por la trasera encontraremos el logotipo de Wiko y justo encima el lector de huellas. Una posición en la que nuestro dedo cae de manera natural, algo que se agradece en un teléfono de sus dimensiones. La experiencia que nos ofrece dicho lector es muy satisfactoria, sin encontrarnos ningún error de lectura.

Ya en la zona superior izquierda, una posición bastante clásica en los últimos tiempos, encontramos la doble cámara junto al flash LED. Justo en el borde superior está el jack de audio, algo que agradecemos que se conserve a día de hoy.

La parte frontal del dispositivo es todo pantalla, alojando en una muesca o notch la cámara delantera y el auricular. Disponemos también de un led de notificaciones, aunque su iluminación es quizá demasiado tenue. El tacto es muy agradable en su uso diario, la transición entre la pantalla y el borde del teléfono es muy suave. En líneas generales se sujeta de manera satisfactoria, sin sobresaltos.

Wiko pone a disposición del usuario este nuevo View 2 Plus en tres acabados distintos, Gold, Antracita -el único color disponible en España- y el llamativo Supernova. Una selección de colores que ofrece un aspecto joven y fresco, junto a sus reflejos de la parte trasera. Una pena tener que usar una funda, dado lo delicado del material elegido para el dispositivo.

Un rendimiento sin compromisos

La tecnología ha avanzado mucho, sobre todo comparado con los primeros dispositivos Android, pero en este segmento a veces da un poco de miedo la elección de componentes. No sería la primera vez en encontrarnos una selección que en un uso diario se queda corta.

¿Estará el nuevo Wiko View 2 Plus a la altura? La respuesta corta es, si. Nos encontramos ante un dispositivo que es algo más que una cara bonita, o en este caso una trasera. Bajo la carcasa tenemos una combinación más que solvente.

Un rendimiento sin compromisos

Unir el Snapdragon 450 junto a 4 GB de memoria RAM y los 64 GB de almacenamiento es un gran acierto. Ofreciendo al usuario una muy buena experiencia de uso en el día a día, pudiendo ejecutar un gran número de aplicaciones sin encontrarnos ningún lag.

Durante el análisis hemos abierto juegos, aplicaciones, reproducido contenido multimedia, todo ello sin tener que cerrar nada. Pasando de una aplicación a otra de una manera fluida, sin retraso alguno. Lo único que hemos notado y es algo normal, es un aumento de temperatura con un uso exigente, nada que deba preocuparnos.

La gran experiencia de uso que nos ofrece, está muy por encima de cualquier dato arrojado por un benchmark

No solo ha ofrecido un rendimiento solvente en los primeros días, hemos usado el dispositivo durante un largo periodo de tiempo y a día de hoy sigue ofreciendo la misma experiencia de uso. Ni las actualizaciones de las aplicaciones, ni la instalación/desinstalación de las mismas ha mermado su rendimiento.

Quizá el único momento, donde hemos notado que estamos usando un Snapdragon 450, haya sido en la ejecución de juegos. En concreto en Asphalt 9, hemos notado alguna bajada de rendimiento, que no estropea la experiencia de juego. Hemos probado además otros títulos, NBA Live, Dragon Ball Legends, Streets of Rage 2 y el rendimiento ha estado a gran altura.

El rendimiento en líneas generales es muy bueno

Por lo tanto, el rendimiento no es algo que deba preocuparnos en este Wiko View 2 Plus, siempre teniendo en cuenta la gama a la que está enfocado. Es un dispositivo que ofrece una buena experiencia todoterreno, junto al añadido de podernos olvidar del almacenamiento durante una temporada, gracias a sus 64 GB que podemos ampliar usando una microSD.

Pantalla que necesitaría replantearse

Al leer las especificaciones del dispositivo, asusta un poco el ver que su pantalla es de 5,93 pulgadas, un tamaño nada despreciable. Sin embargo, gracias al uso de la relación de aspecto 19:9 podemos disfrutar de este tamaño en un dispositivo manejable.

Pantalla que necesitaría replantearse

Esta relación de aspecto hace que la tradicional HD con sus 720 x 1280 pasen a ser HD+ con unos 720 x 1512. Quizá pueda parecer algo justa, sobre todo teniendo en cuenta el tamaño de la pantalla, pero en el día a día no hemos tenido ningún momento en el que pensemos «oh mira que píxeles tan enormes«.

De hecho la elección de dicha resolución ofrece una ventaja, ya que tenemos un menor consumo de energía y la GPU no tiene que trabajar con una excesiva cantidad de píxeles. Algo que contribuye al gran rendimiento que obtenemos en este Wiko View 2 Plus.

El brillo en exteriores podría ser mejor

El comportamiento del brillo automático es bastante correcto, ofreciendo buenos niveles en interiores. Los problemas los encontraremos en el uso exterior, siendo en algunas ocasiones realmente complicado poder ver bien la pantalla.

A diferencia de la trasera de este dispositivo, la pantalla tras un uso intensivo sin usar ningún protector, sigue ofreciendo el mismo aspecto del primer día. La respuesta antes los toques ha sido la esperada y no hemos encontrado ningún problema en este aspecto.

Disfrutar de contenido multimedia en este Wiko es una experiencia muy agradable

Hablemos un momento sobre el notch

Estamos en el año del notch, así pasará a la historia este 2018, y los chicos de Wiko han pensado que también querían sumarse a esta moda. Dejando a un lado el debate a favor o no del notch, hay algo que se debería tener claro al introducir una característica de este tipo.

Si hablamos en concreto del notch, deberíamos hacernos la siguiente pregunta ¿aporta algo su incorporación o no? Encontrándonos dos posibles respuestas, es una solución ante un problema o como todos los demás lo hacen nosotros también.

El notch del Wiko View 2 Plus, trae más inconvenientes que ventajas

La segunda respuesta es la que da sensación que manejó Wiko en el diseño de este View 2 Plus. La elección del notch, junto a una pantalla que no es OLED, pone sobre la mesa más inconvenientes que ventajas, que veremos a continuación.

Debemos mencionar especialmente la incorporación del ajuste para el notch. Gracias al cual podemos «ocultar» usando un fondo oscuro dicha zona, quedando disponible para las notificaciones y los diversos iconos de estado del dispositivo. Sin embargo, el problema está en la interacción con algunas aplicaciones.

Por ejemplo, las historias de Instagram muestran en la zona superior una banda de color blanco u oculta parte del video. En el caso de YouTube, al abrir los ajustes durante la reproducción de un video, el menú resultante aparece recortado. Pequeños detalles, si, pero están ahí y empeoran la experiencia.

Quizá una solución más elegante habría sido prescindir del notch y usar una pantalla al estilo de la usada en dispositivos como los Galaxy S9 o el Aquaris X2. Seguimos disfrutando de una gran pantalla, pero sin los inconvenientes de la implementación de la muesca.

Una autonomía para aburrir

No podemos definir de mejor manera la batería del Wiko View 2 Plus. La unión de sus 4000 mAh de carga junto con el Snapdragon 450 hacen que nos olvidemos del cargador. La autonomía que hemos obtenido, en un uso intensivo, ha sido espectacular.

Hablamos no solo de poder estar todo un día sin necesidad de cargarlo, es que podemos llegar a estar varios días sin preocupaciones. La prueba de ello son las 12 horas de pantalla que hemos llegado a obtener, estirando el contador hasta el 2%. Todo perfecto ¿no? Ay, siempre hay un pero en toda historia.

Y es un detalle bastante importante, tenemos una batería de 4000 mAh pero no contamos con carga rápida. Hubiera sido la combinación perfecta y en este aspecto Wiko se ha quedado a la mitad. El resultado de todo esto, para tener un 50% de batería deberemos esperar sobre 1 horas y para el 100% casi 3 horas.

El Wiko View 2 Plus brilla con luz propia en su batería, una pena no haberle puesto carga rapida

Sonido y conexiones, según donde vivamos

Llegamos a un apartado en el que encontramos que este smartphone vuelve a quedarse a medias. No es porque no dispongamos de una gran variedad de conexiones, pero de nuevo encontramos ausencias o elecciones notables.

Sonido y conexiones, según donde vivamos

La primera discrepancia, la elección del puerto USB. Nos encontramos a finales de 2018 y apostar por el puerto micro USB en lugar del polivalente USB Tipo C, es  una elección que no acabamos de entender del todo.

En lo demás disponemos de las conexiones tradicionales, 4G, bluetooth 4.2 y conexión WiFi 802.11 a/b/g/n, echamos de menos la no inclusión del protocolo 802.11 ac. Por otro lado, disponemos de Radio FM un detalle de agradecer y NFC según la región.

El NFC solo está disponible bajo operador en Francia, una decisión un tanto extraña

Si pasamos al apartado sonoro, el sonido que tenemos usando nuestro auriculares es correcto. No encontramos perdidas de calidad o distorsiones a niveles de volumen alto, aunque siempre es recomendable no llegar hasta ese límite.

Una vez desenchufamos nuestros auriculares, el sonido que nos ofrece es bastante distinto. Que cuente con un solo altavoz no es un problema, es algo habitual y pocos apuestan por el uso de altavoces estéreo. Sin embargo, la posición elegida no ayuda.

Se agradece disponer del jack de audio en 2018

Al encontrarse situado en la trasera del teléfono, encontramos situaciones en las que apenas se escucha. ¿La razón? El altavoz es tapado por la superficie donde esté apoyado el dispositivo, por lo que deberemos sujetarlo para tener un volumen adecuado. Y hablando de volumen, no es recomendable subirlo demasiado. Y la calidad del altavoz, junto con la trasera de plástico ofrecen una calidad de sonido mejorable.

Android 8.1, sin Android One

La versión que corre por los circuitos del Wiko View 2 Plus es Android 8.1 y cuenta con el parche de seguridad a día 1 de Agosto de 2018. Se agradece encontrarnos con una versión actualizada de Android, dejando a un lado la existencia de Android 9.

El sistema viene actualizado a la última versión disponible

La personalización en el software radica en los pequeños detalles, manteniendo la experiencia de Android stock. Esto contribuye a la buena fluidez del dispositivo, más allá del hardware usado. Disponemos de los gestos básicos que podemos encontrar en otros dispositivos:

  • Pulsar dos veces el botón de encendido, abre la aplicación de la cámara.
  • Un doble toque en el botón de inicio, bloquea el dispositivo.
  • Un doble toque en la pantalla, enciende la misma al estar bloqueado el dispositivo.

Además la experiencia se ve complementada con diversos detalles que Wiko ha añadido al sistema:

  • Disponemos de bastantes opciones para personalizar el escritorio.
  • Al hacer una captura de pantalla, podemos editarla, hacer una captura extendida o compartirla.
  • Deslizar hacia abajo en el escritorio, abre la búsqueda de Google.
  • Podemos configurar el comportamiento de la zona del notch.

En líneas generales, la experiencia de uso que obtenemos en el dispositivo es muy positiva. Una buena elección de componentes, junto a un software que se mueve de manera fluida, hacen nuestro día a día muy satisfactorio.

Wiko ha añadido detalles de personalización, aquí y allí

Algo que nos ha sorprendido, no para bien, es que el dispositivo no es compatible con Google lens. Resulta extraño, ya que sus rivales directos si disponen de dicha característica. Un simple detalle, si, pero ahí está. Lo que nos trae la sensación de que Wiko ha dejado escapar una buena oportunidad.

Este 2018 se ha caracterizado por el resurgimiento de Android One, un programa con el que obtenemos una experiencia de Android similar a los desaparecidos Nexus. Si el View 2 Plus hubiera entrado en el elenco de dispositivos bajo este programa, habría sido un gran detalle. Contar con el soporte y las actualizaciones de Google, son una garantía que el usuario valora positivamente.

La cámara dual, bien aunque mejorable

Hemos llegado al apartado determinante para muchos, el comportamiento de la cámara de un dispositivo. En el Wiko View 2 Plus encontramos una cámara dual en su trasera y en su interior un sensor Sony IMX486.

La cámara dual, no siempre es bueno seguir las modas

A la hora de implementar varias cámaras en un smartphone existen diversas opciones, zoom, gran angular, blanco y negro… La combinación elegida en el View 2 Plus, una cámara normal y una segunda que ayudará en el desenfoque del modo retrato.

Sobre el papel este smartphone tiene componentes de ciertas garantías, pero no todo es el hardware a la hora de hacer fotos. El software es la otra pata del banco, no es la primera vez que vemos como un mal procesado estropea un gran sensor.

Los resultados obtenidos con la cámara resultan un poco inconsistentes

¿En que situación se encuentra nuestro protagonista? Pues lamentablemente, en la de un software que necesita mejorar. Junto con una segunda cámara que tampoco destaca en su desempeño a la hora de realizar el desenfoque. Personalmente, hubiera preferido una sola cámara junto a un mejor software.

Las fotos que obtenemos a primera vista parecen que están bien, pero al hacer un poco de zoom nos encontramos a veces una imagen demasiado comprimida. Lo sorprendente es encontrarnos con las famosas acuarelas, algo común en fotografía con poca luz, en fotos realizadas a plena luz del día.

Galería de fotos Wiko View 2 Plus

El desenfoque del modo retrato, a la hora de localizar los bordes del sujeto seleccionado, no realiza un trabajo satisfactorio del todo. De hecho al usar este modo, he encontrado que suele tener problemas de enfoque, seleccionando un objetivo distinto al que queríamos fotografiar.

Sabemos que el hardware está ahí, lo único que necesita el View 2 Plus es mejorar el apartado del software, ofreciendo una experiencia más estable en los resultados obtenidos. No esperamos que iguale a una réflex, pero si podría posicionarse en igualdad o superar a sus rivales de gama.

Una aplicación de cámara, aparente

Al abrir la aplicación de la cámara, la primera impresión es buena ya que de un vistazo tenemos a nuestra disposición todas las opciones. Sin embargo al rascar un poco en la superficie, empiezan a aparecer las carencias. Si, tenemos la opción de activar/desactivar el flash o el modo HDR.

Pero no encontramos opciones tan básicas, como por ejemplo visualizar la cuadricula o la opción de hacer fotografías en modo RAW. El modo profesional anda escaso de opciones, sobre todo si lo comparamos con la competencia.

Los modos de video, para un uso básico está bien y la calidad obtenida es suficiente. Pero sigue transmitiendo la sensación de que podría ofrecer mucho más de lo que nos da. Un ejemplo de ello, la grabación está limitada a 1080, sin poder elegir el número de cuadros por segundo.

Y de repente, encontramos donde han trabajado con dedicación los chicos de Wiko, el modo belleza, la galería de filtros que podemos aplicar en tiempo real y las diferentes máscaras disponibles. Aquí si notamos que se han esforzado, una pena no sentir lo mismo en el resto.

Para el uso online, las fotografías que nos brinda son correctas. Pero podría habernos dado mucho más…

Wiko, ha tenido una oportunidad de oro…

El día que me comunicaron que analizaría el Wiko View 2 Plus, me invadió la curiosidad. Había leído sobre sus dispositivos, pero nunca había tenido uno entre manos. Al leer la hoja de especificaciones, las sensaciones que me causaron eran positivas.

Al sacarlo de la caja el día que me llegó, su primera impresión me gustó bastante, su diseño es agradable y la trasera capta nuestras miradas. Luego vino su uso durante el análisis, su rendimiento me gustó mucho y su batería me conquistó.

Wiko, ha tenido una oportunidad de oro...

A medida que pasaban los días, veía cada vez más cosas positivas y subía en el escalafón de dispositivos que podría recomendar. Sin embargo, tal como alude el título del artículo, de repente este dulce apetitoso se volvió un tanto agridulce.

Pequeños detalles como la no incorporación de carga rápida o USB Tipo C, por no hablar el comportamiento errático debido al notch. Aunque el aspecto que más me ha desencantado es la cámara, no esperaba el nivel de una réflex en un móvil, pero si esperaba algo más de lo que me he encontrado.

El diseño trasero es un espectaculo visual

Este nuevo Wiko View 2 Plus habría sido la oportunidad perfecta para hacerse un hueco, podría haber incorporado Android One y haber sido más atento en los pequeños detalles anteriormente mencionados. Tan solo con eso, ya habrían obtenido un smartphone casi redondo, sin embargo se han quedado rozando ese objetivo.

Lo único que espero es que Wiko evolucione y solucione esos pequeños errores, así quizá pueda hacerse un hueco en esta gran tarta. ¿Recomendaré el nuevo Wiko View 2 Plus? Para alguien que busque un gran rendimiento y una batería inacabable, si. En fotografía, habrá que esperar una mejora en su software. Pero en líneas generales, la experiencia que ha ofrecido es positiva.

Puedes adquirir el Wiko View 2 Plus en Amazon.es por 200€ aproximadamente

Mostrar comentarios
Vídeos El Androide Libre
Análisis de la Xiaomi Mi Smart Band 4
Análisis del Samsung Galaxy S10 5G
LG Q60: triple cámara y alta resistencia
Análisis del Xiaomi Mi A3
4 motivos que justifican dar el salto al 5G en 2019
Análisis del Samsung Galaxy A80
Análisis de Samsung Galaxy Tab A 10.1 2019
Guía de compra para móviles Xiaomi
Controla tu móvil SIN TOCARLO – SÓLO CON LA VOZ!
Cómo AHORRAR DATOS en INSTAGRAM
Análisis Xiaomi Mi 9T
Análisis Xiaomi Mi True Wireless
Análisis Amazon Kindle Fire 7 2019
TRUCAZO: Acelera los audios de WHATSAPP #STOPTURRAS
Cómo pasar de audio a texto automáticamente
Como instalar Google Play en las tablets Amazon
Análisis Amazon Fire HD 8 de 2018: una tablet que no esperas que sea tan buena