Análisis del Honor 8X: atrae por el diseño y conquista por el desempeño

Análisis del Honor 8X: atrae por el diseño y conquista por el desempeño

Analizamos un nuevo representante de la gama media, un dispositivo que brilla con luz propia y presenta argumentos para ser recomendado. ¿Queréis saber más?
10/12/2018 a las 20:23 UTC · Borja Simancas Delgado

Estamos ante uno de los años más memorables de la gama media, el goteo de dispositivos ha sido constante durante todo estos meses. Un amplio abanico de móviles que mejora a su anterior generación y eleva el listón de calidad.

Un ejemplo de ello es el nuevo Honor 8X, un dispositivo que mejora en todos los aspectos a su antecesor. Además de llegar con bastantes argumentos para competir contra el amplio espectro de rivales que tendrá enfrente. ¿Estará al nivel exigido? ¡Vamos a analizarlo!

Características del Honor 8X

Características Honor 8X

Leer detenidamente las especificaciones de este nuevo Honor nos pone sobre la mesa sus claras intenciones. Brillando por encima de todo, el uso del Kirin 710, un procesador que poco tiene que envidiar a sus rivales equivalentes.

  • Cuerpo
    • Dimensiones: 160,4 x 76,6 x 7,8 mm
    • Peso: 175 gramos
  • Pantalla
    • Tipo: LTPS IPS LCD
    • Tamaño: 6.5 pulgadas
    • Resolución: 1080 x 2340 | 19,5:9
  • Características principales
    • Procesador: Hisilicon Kirin 710 | Octa-core 4 x 2.2 GHz Cortex-A73 + 4 x 1.7 GHz Cortex-A53
    • GPU: Mali-G51 MP4
    • Sistema operativo: Android 8.1 Oreo + EMUI 8.2
  • Memoria
    • Interna: 128 GB o 64 GB + 4 GB RAM
    • MicroSD: Hasta 400 GB
  • Cámaras
    • Trasera: 20 MP f/1.8 PDAF + 2 MP f/2.4
    • Delantera: 16 MP f/2.0
  • Conectividad
    • WiFi 802.11ac
    • Bluetooth 4.2 + BLE
    • NFC
    • A-GPS | GLONASS
    • microUSB 2.0
    • Jack de audio 3.5 mm
  • Sensores
    • Lector de huellas
    • Acelerómetro, giroscopio, sensor de proximidad y brújula
  • Batería
    • Capacidad: 3750 mAh Li-Po
    • Carga rápida: No

Hace no mucho tiempo, al leer lo que nos ofrece este nuevo Honor 8x, pensaríamos que estamos hablando de un teléfono de gama alta. Sin embargo no es el caso y disponemos de casi todo, incluida una gran batería o acabado en cristal y aluminio. Pero ya sabemos que un smartphone es algo más que la lista de especificaciones, así que veamos en detalle qué nos ofrece lo nuevo de Honor.

Diseño espectacular que capta las miradas

Una vez lo tenemos en la mano, este nuevo Honor 8X sorprende por su manejabilidad. Al ver que es un dispositivo de nada más y nada menos de 6.5 pulgadas de pantalla uno se espera un teléfono grande. Sin embargo este no es el caso, siendo cómodo de usar en el día a día.

Diseño espectacular, que capta las miradas

La clave de este diseño compacto está en una pantalla con bordes mínimos y el uso del notch, del cual nos olvidamos de su presencia a los pocos segundos de uso. Haciendo del nuevo Honor un teléfono que podemos llevar en nuestro bolsillo sin ningún problema. Es un poco más pesado que sus competidores, pero también goza de unos acabados en cristal.

Hablando de cristal, este consigue captar nuestra atención en pocos segundos, sobre todo por el acabado azul bitono de nuestra unidad de pruebas. Aunque ya sabemos que este tipo de terminación tiene sus pequeñas pegas, como su fragilidad o ser un imán para las huellas.

Contrastando el precioso cristal, tenemos un marco de aluminio que ofrece un buen tacto y aporta seguridad al sujetar el dispositivo. En dicho marco encontraremos la bandeja para la SIM y la tarjeta microSD en un lado. En el otro los botones de volumen y encendido, que transmiten una buena sensación de calidad al usarlos.

Junto al único altavoz y la toma de auriculares, encontramos el puerto microUSB

Si pasamos a la zona inferior, encontraremos el jack de audio -gracias Honor por mantenerlo-, uno de los micrófonos y el único altavoz del dispositivo. Dejando el centro para situar el puerto microUSB, algo que no se entiende existiendo el USB Tipo C.

Recorriendo el cristal trasero del nuevo Honor encontramos el logo de la marca y la doble cámara junto al flash led. Cámaras que sobresalen unos milímetros pero que no suponen un problema al usar el dispositivo apoyado en una superficie plana.

Por último nos encontraremos el lector de huellas, situado en una posición muy natural y sorprendentemente accesible. Algo que destaca, teniendo en cuenta que hablamos de un teléfono de 6.5 pulgadas. Dicho lector de huellas sigue la buena calidad que los dispositivos de Honor/Huawei siempre han gozado en este aspecto.

El Honor 8X es un tanto resbaladizo, algo que debemos tener en cuenta

La parte frontal del Honor 8X es donde reside su gran pantalla, que viene acompañada de una muesca en la que se encuentra el auricular, el sensor de proximidad y la cámara delantera. También encontraremos el led de notificaciones, aunque es tan pequeño y tenue que puede pasar desapercibido.

En líneas generales este nuevo Honor es un teléfono equilibrado, de líneas suaves y con un tacto muy agradable. Solo notaremos su peso en los primeros minutos, olvidándonos de ese detalle pasado un rato. Dicho peso, originado por un cristal que es lo mejor en el diseño del teléfono, aunque es también la parte más delicada del mismo.

El rendimiento esperado, por fin

Si algo destacaba en los modelos anteriores de la familia X de Honor era el uso del Kirin 610. Un procesador que no estaba a la altura de sus rivales de Qualcomm, ofreciendo un rendimiento lejano que desmejoraba la experiencia de uso.

Pero este año bajo la preciosa carcasa del Honor 8X encontramos el Kirin 710, un procesador que ofrece una experiencia de uso muy superior a sus antecesores. Acompañado de unos generosos 4 GB de memoria RAM y la gran optimización de EMUI 8.2 podemos esperar algo bueno.

El rendimiento esperado, por fin

Y vaya si el rendimiento es bueno, más de una vez me he quedado mirando el nuevo Honor pensando si realmente pertenece a la gama media y no a la gama alta. La rapidez de respuesta y la fluidez que obtenemos es realmente espectacular.

Sea ejecutando aplicaciones más o menos básicas o juegos de altas exigencias, el Honor 8x saca su músculo a pasear demostrando que está preparado para lo que el usuario necesite sin tener nada que envidiar al todopoderoso Snapdragon 660 de Qualcomm.

El Kirin 710 supone un salto en términos de rendimiento que necesitaban en esta gama

El uso del cristal en la trasera del dispositivo, en este caso para bien, hace que el calor generado pase casi desapercibido por el usuario ya que apenas se nota ese aumento de temperatura al trabajar de manera intensa.

Como decíamos al principio, la unión entre el Kirin 710 y los 4GB de memoria RAM ofrecen una muy buena experiencia de uso. Pasando de una aplicación a otra con una suavidad pasmosa, por no hablar de la cantidad de aplicaciones ejecutadas en segundo plano que nos permite.

En el Honor 8X podemos disfrutar de una gran experiencia en juegos

Desde luego en este nuevo Honor la combinación de hardware y software ha dado como resultado un teléfono todoterreno. Preparado para los más exigentes, siempre teniendo en cuenta la gama en la que estamos asentados. Ofreciendo una gran experiencia en el día a día y una potencia solvente a largo plazo.

La mejor experiencia multimedia gracias a su pantalla

Sorprende que en un cuerpo tan ajustado, y que no se hace difícil en la mano, tengamos una pantalla de 6.5 pulgadas. Pero, gracias a unos bordes mínimos, a su relación de aspecto 19,5:9 y al uso del notch, esto es posible.

Y en este panel de grandes dimensiones, encontramos una resolución a la altura, de nada más y nada menos 1080 x 2340. Situándose en un punto dulce entre la nitidez que ofrece y el tamaño de la pantalla. Dicha resolución podrá bajar hasta los 720 x 1560 si activamos la resolución inteligente.

Con sus 6.5 pulgadas de pantalla, disfrutaremos de toda una experiencia multimedia

El Honor 8x está en nuestro TOP de mejores gama media 2018

Si hablamos de la parte del software que corresponde a la pantalla nos encontraremos con la opción de mostrar/ocultar el notch. Aunque los chicos de Honor han realizado un buen trabajo en la implementación, haciendo que este pase desapercibido en segundos.

Notch aparte, la otra gran opción que encontramos es el ajuste de la temperatura y el color de nuestra pantalla. Pudiendo elegir inicialmente entre unos tonos más normales o un poco más saturados en el modo vivido.

Luego disponemos de tres modos principales para la temperatura de color, seleccionando entre el modo predeterminado, cálido o frío. Pudiendo además hacer una selección de la temperatura de color más personalizada gracias al selector de color incluido.

La resolución inteligente, adecuará la resolución del dispositivo para ahorrar batería

Leer textos o disfrutar de las fotografías es una delicia en la pantalla del nuevo Honor. Sin mencionar la nitidez y gran representación de colores a la hora de ver videos o disfrutar de nuestro juego favorito. En exteriores, el brillo automático se comporta correctamente y posibilita un buen uso del dispositivo sin demasiados problemas en entornos luminosos.

De nuevo la unión entre el hardware de la pantalla IPS del Honor 8x y las posibilidades que ofrecen a la misma el software, ponen sobre la mesa un conjunto muy equilibrado. Ofreciendo una experiencia visual muy satisfactoria. Demostrando que una buena pantalla IPS es una gran opción en un dispositivo, teniendo poco que envidiar a otras soluciones.

Buena autonomía, sin carga rápida

Junto con la ausencia del puerto USB Tipo C, estamos ante la segunda incógnita de este nuevo Honor 8x. Encontramos una batería de unos generosos 3750 mAh que, sin embargo, no viene acompañada de la tan beneficiosa carga rápida.

Buena autonomía, sin carga rápida

Hablando en términos de autonomía, el nuevo Honor se comporta de una manera excelente. En nuestras pruebas hemos llegado al final del día sin problemas, obteniendo unas 11 horas de pantalla. Nada mal teniendo en cuenta su panel de 6.5 pulgadas.

Si aun así necesitamos ampliar el margen de autonomía, entran en escena las optimizaciones de EMUI 8.2 y sus modos de ahorro energético. Junto al clásico modo de ahorro de energía, que podemos encontrar en casi cualquier dispositivo Android, disponemos del denominado modo de ahorro de energía ultra. En el que se limita el uso de aplicaciones a un máximo de 6 y se oscurece la interfaz para darnos ese extra.

En el modo de ahorro de energía ultra podemos tener una gran autonomía, aunque con limitaciones

Regresamos al terreno de la carga, teniendo que esperar entorno a las 2 horas para obtener un 100% de batería. Habría sido la guinda a un excepcional conjunto de hardware y software la inclusión de la carga rápida, que no tenemos.

Una experiencia sonora y conexiones equilibradas

Llegamos a uno de los apartados en el que los fabricantes suelen dar algún que otro tropiezo sin importancia. ¿Es el caso del Honor 8X? Aunque hay un pequeño pero, cumple con creces lo que se puede esperar de un dispositivo de su gama.

El sonido que ofrece es bueno con y sin auriculares

El apartado sonoro viene bien acompañado en este dispositivo: tenemos nuestro querido jack de audio, un único altavoz que despliega un sonido potente sin distorsiones y un software que quizá ofrece más de lo que necesitamos.

Sobre este último punto, dentro de EMUI nos encontramos una opción llamada Histen. Dicha opción nos ofrece diversos modos de sonido o el dispositivo seleccionará uno automáticamente, adecuándose al contenido que estemos escuchando. Algo que está genial, excepto por el detalle que en la mayoría de ocasiones, todo suena mejor con dicha opción desactivada.

Navegando directamente al apartado de conexiones, el nuevo Honor 8X viene acompañado de un amplio despliegue. Vale, tenemos microUSB en lugar de USB Tipo C, pero el resto de conexiones compensan este pequeño aspecto ya que disponemos de conexión 4G, conexión WiFi 802.11ac y bluetooth 4.2 + BLE o bluetooth de bajo consumo.

Bajo su carcasa, el Honor 8X tiene todo lo que podemos esperar

Por si esto fuera poco, también encontramos Radio FM y tecnología NFC, que nos permitirá entre otras cosas usar el teléfono para realizar pagos móviles. Podría haber tenido carga inalámbrica, al usar cristal en su panel trasero, pero quizá no estaría en la gama en la que está situado. En líneas generales este nuevo Honor es un smartphone con casi todo lo que cualquier usuario puede esperar.

EMUI 8.2 , la interpretación de Android según Huawei

Una de las grandes bazas de Android es su alto nivel de personalización, haciendo posible que los fabricantes puedan realizar su propia interpretación del sistema. Huawei/Honor es uno de esos fabricantes, que bajo el nombre EMUI pone a nuestra disposición su visión de Android.

Si debo describir en una sola palabra lo que he sentido al usar EMUI 8.2 sería un tanto apabullante en los primeros minutos de uso. Que nadie se asuste, la única razón de dicha descripción es la gran lista de ajustes a nuestra disposición. Algo que si vienes de usar Android puro se nota.

Los ajustes de navegación o el gestor del dispositivo, son añadidos que se agradecen

Entremos en lo importante, EMUI 8.2 y lo que nos ofrece. Quiero pararme primero en las opciones de navegación del sistema, donde podemos elegir entre usar gestos, un solo botón central o los clásicos tres botones de Android.

Otro aspecto que quiero destacar es la inclusión de diversas opciones de gestión del sistema, como puede ser la aplicación que se encarga de optimizar el dispositivo con un solo toque, los anteriormente mencionados modos de ahorro de energía o el modo simple -un clásico de Huawei/Honor-.

Bajo toda esta personalización de EMUI en su versión 8.2 nos encontramos con Android 8.1 Oreo y el parche de seguridad del 1 de Septiembre de 2018. Hablando de Android, existen algunas ausencias dentro de EMUI que son un poco extrañas.

Disponemos de las versiones más recientes de Android, descontando la existencia de Android 9

Algo que no podemos usar en este Honor 8X es la opción de pantalla ambiente, la función que muestra la hora y notificaciones cuando cogemos el teléfono o lo movemos. Tampoco se encuentra la opción de encender la pantalla usando un doble toque, hay que recurrir al botón de encendido.

Existe otra opción que no existe en EMUI y es algo tan básico que no se entiende su ausencia. Poder configurar que al llegar a un porcentaje de batería se active el modo de ahorro de energía automáticamente. Una opción que existe hasta en el Android más puro. Sorprenden estas ausencias ante un sistema tan altamente personalizado.

Resulta extraño encontrar bloatware, que se puede desinstalar, en un teléfono libre

Quizá os preguntéis, vale, todo esto está muy bien pero ¿qué tal se mueve EMUI 8.2 en el Honor 8X? Pues realmente bien, en ningún momento se nota pesado o sentimos lag alguno. Se nota que el sistema está diseñado por y para ofrecer la mejor experiencia de usuario posible. Es como un buen mayordomo, hace lo que necesitamos sin que nos enteremos.

Una grata experiencia fotográfica

Debo ser sincero, no sabía qué me encontraría en el apartado fotográfico en este Honor 8X. Podría ser una experiencia similar a la de sus “primos” de Huawei o habrían optado por mantener un perfil bajo para no hacer demasiada competencia. Vamos a descubrirlo.

Una grata experiencia fotográfica, gracias a su software

Lo primero que vemos es la doble cámara en la trasera del dispositivo, con un sensor principal de 20 megapíxeles y uno secundario de 2 megapíxeles, este último encargado del desenfoque en los diversos modos. Hablando de dichos modos, es la joya oculta de este apartado.

El software de cámara de Honor está diseñado para hacer las delicias de un amplio espectro de usuarios, sean más o menos exigentes. Contamos con cinco modos principales y un amplio abanico de modos secundarios:

  • Modo apertura: Gracias a este modo podemos jugar con el desenfoque, tal como haríamos en una cámara réflex.
  • Modo noche: Este modo es el que hay que usar, sí o sí, en condiciones de poca luz. Al disparar el teléfono hará varias fotografías que combinará en una, captando todo el detalle posible.
  • Modo retrato: Un clásico en las cámaras de fotos, gracias al que podemos aparecer más guapos o con la cara de porcelana si nos pasamos usándolo.
  • Modo foto: El modo por defecto al ejecutar la cámara, apunta y dispara.
  • Modo vídeo: Al igual que el modo foto, es un básico, seleccionar lo que queremos grabar y empezar.

Dentro de los modos secundarios, encontramos el modo panorámica, HDR, cámara lenta, cámara rápida y el modo profesional. Sin embargo, de este apartado me gustaría destacar el modo pintura con luz, donde podremos hacer largas exposiciones y explorar nuestra creatividad.

La aplicación de cámara es de las más completas que existen en Android

¿Qué obtenemos de esta combinación de hardware y software?

Los resultados que he obtenido usando el Honor 8X han sido bastante satisfactorios, exceptuando algunas ocasiones muy específicas. En condiciones de luz, la cámara se comporta de una manera excepcional, proporcionando fotografías llenas de color y detalle.

A medida que la luz empieza a disminuir, deberemos hacer uso del modo noche. En este modo obtendremos fotografías usables y con un nivel de detalle bastante alto, algo que no encontraremos si usamos el modo foto normal. Sorprenden los grandes resultados logrados a pulso, aunque siempre será bienvenido el uso de alguna estabilización.

Galería de fotografías realizadas con el Honor 8X

En la línea de otros dispositivos, en el nuevo Honor 8X disponemos de IA en la cámara de fotos. Un modo que reconocerá la escena y potenciará los colores o la nitidez. Dicho modo IA, que podemos activar o desactivar en cualquier momento, presenta unos resultados adecuados.

Sin embargo, el uso de la IA tiene un pequeño pero ya que al usar dicho modo las fotos se limitan a 8 megapíxeles en lugar de los 20 megapíxeles originales. Por lo que al final es más recomendable prescindir del modo IA y retocar nuestras fotos usando Snapseed o el propio programa que incluye la galería.

En un alto porcentaje obtenemos buenos resultados, aunque a veces es un poco inconsistente

Los que busquen una buena experiencia fotográfica, disfrutarán con el software incluido en el Honor 8X. Pero en algunos momentos puede que se desilusione con las fotografías obtenidas ya que el procesado no siempre se comporta bien. Algo que debería solucionarse en próximas versiones del software.

Honor 8x, un rival a tener en cuenta

Durante este año he tenido el honor de probar varios dispositivos pertenecientes a la gama media, la más disputada de todas. Así que tenía curiosidad por ver qué me encontraría al analizar el nuevo Honor 8X, un dispositivo que debería demostrar que es algo más que un bonito diseño.

Especificaciones aparte, el nuevo Honor te va envolviendo desde el primer momento que lo tienes en tus manos. El tacto suave de sus acabados, una pantalla que ofrece un comportamiento muy bueno y una gran solvencia en la ejecución de aplicaciones, sorprendente.

Una vez acostumbrado a EMUI 8.2 la experiencia en el día a día era cada vez más satisfactoria. Marcando poco a poco casi todas las casillas para ser un dispositivo a recomendar. Y aunque sigue siéndolo, la ausencia de carga rápida lo ensombrece un poco.

Sin embargo, donde el Honor 8X me ha gustado es en el apartado fotográfico. Destaco su software de cámara, que hará las delicias tanto del usuario más básico como del más exigente. Quizá los resultados a veces sean un poco inconsistentes, pero en líneas generales cumple en su gama.

El nuevo Honor 8X tiene argumentos de sobra para destacar en la gama media

El único problema que le encuentro al nuevo Honor es la gama en la que tendrá que pelear, donde hay muchos gallos. No solo en modelos de la competencia, sino dentro de la familia tenemos a su “primo” Huawei P20 Lite. Aún así, el Honor 8X dispone de argumentos más que suficientes para destacar sobre los demás.

Y llegamos a la pregunta del millón: ¿recomiendo el Honor 8X? Sinceramente, se posiciona en el top de dispositivos a recomendar gracias al potencial que ofrece y a su precio. Tenemos un smartphone que cumple con creces en casi todos los aspectos que cualquier usuario necesita, sumado a una grata experiencia fotográfica. Un smartphone que me encantó por su diseño y me ganó por su desempeño.

Puedes adquirir el nuevo Honor 8X en Amazon.es por 250€ aproximadamente

Mostrar comentarios
Vídeos El Androide Libre
STADIA, así cambiará Google los juegos para SIEMPRE
10 consejos para que tu móvil dure más de dos años
Activa Google Assistant con el Botón Bixby
Lo MEJOR y lo PEOR del Honor View 20 tras 1 mes de uso
Cómo saber el IMEI del móvil
Xiaomi Redmi Note 7 o Xiaomi Mi A2 Lite: cuál comprar
Minigolf, tensión y diversión: este juego lo tiene todo
Personaliza el botón de Bixby
Así es el OnePlus 7
Los móviles Xiaomi serán más caros
Samsung Galaxy S10 Plus: análisis en español
Análisis del Xiaomi Redmi Note 7
EXPRIME BIXBY con las rutinas – Comandos rápidos de Samsung
Cómo poner tipografías diferentes en Instagram
Análisis del Xiaomi Mi 9

Lo más visto

Instagram añade mensajes de audio en su mensajería privada
Google Fit te ayuda a relajarte y añade nuevo widget