Los objetos más extraños que puedes controlar con Google Assistant

Los objetos más extraños que puedes controlar con Google Assistant

Google Assistant prometía ubicuidad gracias a sus características de procesado en la nube, y así está ocurriendo: el asistente está en un montón de objetos.

El universo que abren a nuestros ojos los objetos conectados es tan amplio que resulta complicado apreciar todas las posibilidades. Sí, sabemos que resulta posible conectar un enchufe para controlarlo desde el móvil y en cualquier punto del mundo, pero el IOT va mucho más allá. Muchísimo, solo hay que añadirle otro componente: Google Assistant.

El asistente de Google no es el único que puja por dominar a todos los objetos conectados ya que ahí están Amazon Alexa, Samung Bixby o Apple Siri, por reseñar los tres más conocidos. Aunque eso sí, Google ha conseguido una posición de dominio gracias a lo sencillo que resulta la implementación y a que no hace falta instalar ninguna app, como sí ocurre en el caso de las «skills» y Alexa.

Dado que Google Assistant podría estar casi en cualquier parte, ¿por qué no hacer posible esta realidad? Los fabricantes de tecnología se han tomado este reto como un asunto personal, solo así se entiende que Assistant esté en objetos tan peregrinos como los siguientes.

Enciende la ducha con Google Assistant

Los objetos más extraños compatibles con Google Assistant

No sé muy bien por qué querría controlar mi ducha con Google Assistant, pero la posibilidad existe: el fabricante Moen dispone de un sistema de ducha, U, que se conecta a Internet y permite ser controlado desde una app o utilizando comandos de voz a través de los tres asistentes más populares: Assistant, Siri y Alexa. ¿Que quieres poner el agua más caliente? Solo tienes que decir «Ok, google: sube la temperatura a 40 grados«. Aunque eso sí, necesitas un altavoz inteligente en el baño o, como mínimo, un móvil o reloj desde el que dar las órdenes. Al final es más sencillo girar tú el grifo…

Cuece el arroz con la olla conectada

Los objetos más extraños compatibles con Google Assistant

«Ok, Google: prepara el arroz«. Y la Instant Pot conectada por WiFi arrancará el programa precargado ajustando desde la temperatura a los tiempos de cocción. Es práctico si quieres tener la comida recién hecha cuando llegues del trabajo, por ejemplo. Y no solo funciona con comandos de voz, la olla también tiene su app pertinente. El futuro era esto.

«Ok, Google: pon el aspirador»

Los objetos más extraños compatibles con Google Assistant

En línea con los objetos domésticos anteriores, el aspirador de Xiaomi puede controlarse también utilizando Google Assistant. De hecho es algo que yo mismo hago a diario: solo he de decir que se inicie el aspirador para que la máquina salga a recorrer el piso a su libre albedrío. Evidentemente, también puedo ordenar que se pare y que vuelva a su base, todo sin tocar en ningún momento la pantalla del móvil. ¿Comodidad o pereza? Creo que ambas.

Abre y cierra la puerta con Google Assistant

Los objetos más extraños compatibles con Google Assistant

La cerradura Schlage Sense Smart Deadbolt es un sistema de seguridad de última tecnología que no solo permite abrir y cerrar la puerta de casa con una llave, también con un pin numérico, una aplicación móvil… o con el asistente personal. Es compatible con Assistant, Siri y Alexa; ofreciendo desde el acceso de seguridad a la cerradura a otras opciones de gestión. Es un poco arriesgado ya que, si hay un altavoz inteligente conectado en el interior de la casa, la cerradura podría abrirse con un «Ok, Google: abre la puerta». A lo Pedro Picapiedra.

Controla tu cortacésped con Google Assistant

Los objetos más extraños compatibles con Google Assistant

Si antes hablaba de que puedes acceder al aspirador con el asistente, ¿por qué no hacer lo mismo con el cortacésped? Hay varios de estos aparatos robóticos que son compatibles con Alexa; y uno de LG que también recibe órdenes de Google Assistant: es el LG Lawn Mower Robot, un impresionante aparato autocontrolado que, por desgracia, no está oficialmente a la venta. Se presentó en el anterior CES, el de 2018.

«Ok, Google: da de comer al perro»

Los objetos más extraños compatibles con Google Assistant

Por la mirada triste del perro parece que el alimentador le ha puesto a dieta

Si un alimentador inteligente y automático de mascotas es ya surrealista, espera a descubrir el Smartfeeder: funciona incluso con los comandos de Google Assistant. Puedes activar una ración, saber si tu perro o gato ha comido… Para obsesos del control y vagos de categoría máxima. Eso sí, este aparato no sustituye en ningún caso el cuidado y la alimentación de un animal. O no debería, claro…

Chimeneas conectadas. ¿Por qué no?

basta que algo se pueda hacer para que se haga, ¿verdad? Es lo que ocurre con las chimeneas automatizadas. De gas, pellets… Algunas ofrecen aplicaciones para controlar la gestión de la chimenea a distancia, también distintas integraciones con asistentes inteligentes. Como demostró hovee en Reddit, puede encenderse una chimenea con un Ok Google. Incluso llamar a los bomberos… ¡Que viva la tecnología!

Extra: juguetes sexuales

Aún no existen juguetes para adultos que ofrezcan control para Google Assistant, al menos de manera oficial, pero sí que los hay para Alexa. Lovense, esa es la marca que debes buscar si quieres un vibrador que permanezca conectado y listo para funcionar con una orden de voz. El resto es cosa tuya.

Mostrar comentarios
Vídeos El Androide Libre
Análisis Xiaomi Mi 9T
Análisis Xiaomi Mi True Wireless
Análisis Amazon Kindle Fire 7 2019
TRUCAZO: Acelera los audios de WHATSAPP #STOPTURRAS
Cómo pasar de audio a texto automáticamente
Análisis OPPO Reno 10x Zoom
Samsung Galaxy M20 vs Xiaomi Redmi Note 7
¿Sin ESPACIO en Android? Cómo LIMPIAR tu móvil
Análisis Huawei P30 Lite
Google ROMPE con Huawei: cómo te afecta
Cómo crear tu propio ROBOT
Cómo ver HISTORIAS de Instagram SIN SER VISTO
Análisis Black Shark 2
Análisis OnePlus 7 Pro
Samsung, los Galaxy A y el futuro de la compañía
Google quiere ser un banco en tu móvil y ya tiene los permisos necesarios
Samsung sigue a Apple: vende menos de lo esperado