Análisis a fondo del Samsung Galaxy S10e: más barato y compacto, máxima potencia

Análisis a fondo del Samsung Galaxy S10e: más barato y compacto, máxima potencia

Analizamos el Samsung Galaxy S10e, un móvil tremendamente potente que destaca por todas las características que incluye en su compacto formato.

Este año Samsung ha presentado tres modelos de Galaxy S10, tres excelentes móviles en distintos formatos. El Galaxy S10e es el más compacto de los tres, y también el más barato. No obstante, es un terminal que a nivel tecnológico no renuncia a casi nada. Analizamos este excelente móvil.

 Características del Samsung Galaxy S10e

  • Pantalla:
    • Tecnología Dynamic AMOLED con certificación HDR10+ y 1200 nits de brillo.
    • Resolución FullHD+ (2280 x 1080 píxeles).
    • 8 pulgadas en ratio 19:9.
  • Rendimiento:
    • Samsung Exynos 9820 fabricado a 8nm.
      • CPU: 2 núcleos a 2.8 GHz, 2 núcleos a 2.4 GHz y 4 núcleos a 1.8 GHz.
      • GPU: Mali-G76.
      • Unidad neuronal para IA.
    • 6 / 8 GB de memoria RAM.
    • 128 GB o 512 GB de almacenamiento interno.
    • MicroSD de hasta 512 GB en el hueco de la segunda tarjeta SIM.
  • Cámaras:
    • Frontal:
      • Principal de 10 Mpx con apertura f/1.9 y autoenfoque. Dual Pixel. Grabación 4K.
    • Traseras:
      • Cámara principal (77º de angular) de 16 Mpx con apertura variable entre f/1.5 y f/2.4, autoenfoque y estabilizador óptico. Dual Pixel.
      • Cámara gran angular (123º) de 12 Mpx con apertura f/2.2 y autoenfoque. Dual Pixel.
  • Conexiones:
    • Puerto de carga (15 W) y datos (USB 3.1) con conector USB-C.
    • Puerto Jack de 3.5 mm para auriculares.
    • Zona de carga Qi en la parte trasera:
      • Capaz de cargar el móvil a 15 W.
      • Capaz de cargar otros móviles y accesorios a 9 W.
    • Compatibilidad con Ethernet con un adaptador USB-C y WiFi a/b/g/n/ac/ax (Wi-Fi 4/5/6). Wi-Fi Direct. ANT+. NFC. Bluetooth 5.0.
  • Sensores:
    • Giroscopio, acelerómetro, proximidad, luz ambiente RGB, barómetro, brújula y campo magnético.
  • Batería de 3100 mAh.
  • Tamaño:
    • 142 x 69.9 x 7.9 mm.
    • 150 g.

¿Qué es lo que debo saber sobre el Samsung Galaxy S10e?

Pixel 2 XL a la izquierda, Samsung Galaxy S10e a la derecha.

  • Si te gustan los móviles de Samsung pero odias la pantalla curva, este es el buque insignia que estabas esperando.
    • El último Galaxy S sin pantalla curva fue el Galaxy S7, que partía de un precio similar. Si compraste este móvil en su día y buscas renovarlo, probablemente el Galaxy S10e sea el sucesor que tu S7 merece.
  • Este es un móvil de un tamaño muy compacto. Si estás harto de móviles gigantes, es un terminal que merece la pena considerar.
  • Es un móvil que no renuncia a nada: Tienes sonido estéreo, modo PC con Samsung DeX, la realidad virtual de Samsung Gear VR, resistencia al agua, carga inalámbrica, jack de auriculares, expansión de tarjetas microSD, además de ser el único buque insignia del mercado con WiFi 6. A nivel tecnológico es el móvil más completo.
  • La pantalla es magnífica, algo que ya es costumbre en las mejores gamas de Samsung.
  • La cámara, sin ser la más puntera, ofrece muchas características y buenos resultados.
    • La grabación de vídeo es espectacular, eso si.
  • Su batería es el mayor handicap. Es capaz de aguantar el día completo para muchos usuarios, pero resulta insuficiente para el perfil más exigente.

Diseño Samsung, formato compacto

El diseño del Samsung Galaxy S10e continúa con las líneas comunes que Samsung ha ido definiendo en su gama alta desde el Galaxy S6, móvil en el que el fabricante surcoreano comenzó a apostar íntegramente por el metal y el cristal.

Los marcos de aluminio son cromados y llaman la atención, para bien o para mal (dependiendo de si prefieres un acabado brillante o mate) y se notan resistentes. La construcción en este aspecto se nota premium, al mismo nivel que el resto de buques insignia del fabricante.

El frontal es prácticamente pantalla, salvo una pequeña franja inferior y el agujero de la cámara. En la zona superior también vemos el auricular de llamadas, el cual actúa además como segundo altavoz.

Sí que perdemos la característica pantalla curva, también tenemos una trasera más plana. Son las mayores diferencias que tiene este móvil respecto a sus hermanos mayores, los S10 y S10+ (también la ausencia de la tercera cámara, de la que hablaremos más adelante).

En la parte interior encontramos el puerto de auriculares, USB C y uno de los dos altavoces.

Al comprobar la zona izquierda encontramos los botones de volumen y Bixby.

En la parte derecha podemos apreciar el botón de encendido, el cual funciona también como lector de huellas dactilares. Un lector rápido y preciso que no tendremos que presionar para que lea nuestra huella.

Y en la parte superior, la ranura doble tarjeta nano SIM o SIM y microSD. El Galaxy S10e cuenta con 128 GB que podemos ampliar con tarjetas microSD de hasta 512 GB.

Experiencia de uso: One UI sube el listón de Samsung

El rendimiento de este terminal es espectacular, algo que no debería ser una sorpresa en un móvil de gama alta. Su procesador Exynos 9820 acompañado de 6 GB de RAM ofrecen potencia de sobra para cualquier juego o aplicación. Si echamos un ojo a las pruebas de rendimiento, apreciamos que el procesador de Samsung destaca por su potencia en tareas que requieran un solo núcleo, superando con solvencia a cualquier móvil con Snapdragon 855.

Al final, toda esta potencia está genial, pero de nada sirve si el software no está a la altura. Con la llegada de Android 9 Pie, Samsung renovó su capa de personalización, y es que si bien One UI hereda las mejores características de Samsung Experience, el diseño da un paso al frente, mejorando la ya excelente interfaz de la última versión de Android.

Desde la cortina de notificaciones a la multitarea, todo el diseño nos hace sentir que estamos ante un terminal que no solo es potente, sino que se siente más fluido que ningún otro Samsung.

Las aplicaciones de Samsung se han renovado también al nuevo diseño, y el modo oscuro mejora, al integrarse con las aplicaciones, menús, y notificaciones. Este modo no solo ayuda a ahorrar batería, también reduce la fatiga visual. Una gran decisión de Samsung aquí está en la posibilidad de programar el modo oscuro para que esté activo cuando anochezca y se desactive al amanecer. Fantástico.

Bixby, por fin empiezas a molar

Pero mi mayor sorpresa con el Samsung Galaxy S10e es la mejor integración de Bixby. Cuando estuve analizando el Galaxy Note 9 me parecía un añadido completamente inútil, pero la última versión y la llegada al castellano cambia por completo la experiencia.

Comencemos por la alarma Bixby. Samsung ya tenía una excelente alarma, pero la alarma Bixby es un gran paso al frente. No solo suena, sino que te dice la hora, temperatura y previsión meteorológica. Le falta únicamente hacer un resumen de tu alarma para ser perfecta. Magnífico.

Otra característica que me ha fascinado son las rutinas de Bixby. Es una herramienta que nos permite personalizar ajustes o acciones para condiciones específicas, como activar el modo no molestar mientras estemos en la ubicación del trabajo. Te recomendamos leer el artículo a fondo que hemos escrito acerca de esta función.

Por último, como asistente tampoco funciona del todo mal. Si mantienes el botón de Bixby pulsado, te escucha hasta que sueltes el botón. Acciones básicas como preguntar por el tiempo, poner alarmas y temporizadores y realizar llamadas las ejecuta perfectamente. Echamos en falta, eso sí, poder enviar mensajes de WhatsApp y Telegram.

Gran pantalla, pequeño tamaño

Samsung no es un gran fabricante de móviles, sino que también es de los mejores fabricantes de pantallas a nivel mundial. No es casualidad que en el lanzamiento de cada nuevo Galaxy S, su pantalla sea elegida como la mejor pantalla para dispositivos móviles.

En este año, Samsung ha realizado una perforación y reducido los marcos a la mínima expresión, quedando un terminal que prácticamente todo el frontal es pantalla. Tenemos una diagonal de 5,8 pulgadas en formato 19:9, en un móvil cuyo tamaño habría albergado una pantalla de 5 pulgadas en formato 16:9. Gran trabajo en el aprovechamiento.

El brillo y color es excelente, aunque en la configuración inicial quizás se pueda notar un poco saturado. Una vez llegamos a la configuración del dispositivo y elegimos la tonalidad natural, nos encontramos con un panel con una magnífica precisión de los colores. Además de ello, es un panel HDR10+, por lo que es fantástico para ver series. Aunque claro, tampoco tenemos claro que un terminal tan compacto sea el mejor lugar para ello.

El agujero en la pantalla no suele molestar, hasta que te empiezas a fijar en los pequeños detalles. Ver que la cámara no está alineada en la barra de estado puede llegar a desquiciar.

Y bueno, este corte que nos hemos encontrado en YouTube, es directamente un despropósito.

El sonido: una de sus grandes fortalezas

El sonido ayuda a completar la experiencia multimedia. Samsung suele ofrecer una buena calidad en sus buques insignia, y este terminal no es una excepción. Tenemos un doble altavoz que suena potente y claro, además de la posibilidad de activar Dolby Atmos, para conseguir un sonido más envolvente.

Por otro lado, Samsung es de los pocos fabricantes que mantiene el jack de auriculares en la gama alta. De hecho, no solo lo mantiene, sino que además incluye en en la propia caja del dispositivo unos auriculares AKG de una calidad y comodidad excepcional. Son el mismo modelo que venían en los Galaxy S8, S9, Note 8 y Note 9. Y, al ser con clavija jack, también podremos utilizarlos en el ordenador.

El doble altavoz es sobresaliente. Mantener el jack de auriculares e incluir unos AKG de gran calidad, un valor añadido.

 Una cámara muy completa en funciones

Uno de los puntos clave en los Galaxy S desde hace años es la fotografía, un aspecto donde Samsung pone lo mejor de lo mejor. Con los Galaxy S10, han vuelto a subir el listón, algo que era necesario si tenemos en cuenta que la competencia cada vez es más potente.

Al tratarse de la versión más económica de los Galaxy S10, este terminal es menos capaz ya que pierde la lente con telefoto para un zoom óptico de dos aumentos. Mantiene el sensor principal y el sensor gran angular.

Esta tecnología, usada históricamente por los móviles de LG, nos permite tomar fotografías que captan más información al usar una óptica especial para este propósito. Como punto negativo, las imágenes pueden distorsionarse. El resultado es adictivo, y te invita a capturar muchos momentos con esta cámara. Buena decisión de Samsung.

Los resultados los podéis ver en la galería que os dejamos a continuación. En líneas generales es una cámara que nos ha gustado, ya que tiene funciones adicionales como un «Optimizador de escenas» que mejora las fotografías (y que tiene un acceso directo para activar y desactivar).

Fotografías tomadas con el Samsung Galaxy S10e

También nos ha parecido muy interesante un sistema que de vez en cuando nos indica hacia donde debemos apuntar para conseguir la mejor fotografía. Este sistema tiene en cuenta los objetos que aparecen en pantalla, y en lo que hemos podido probar, nos invita a que no queden mejor centrados, encuadrados, o que se queden fuera de la fotografía.

La cámara frontal tiene por defecto el modo belleza activado, y es terrible. Los primeros días que he estado probando el móvil estaba decepcionado por la calidad de los selfies, hasta que me dio por desactivarlo. Si eres una persona que le gusta salir con naturalidad, desactivarlo es lo primero que debes hacer.

La cámara está cargada de funciones, aunque hay dos que nos han llamado especialmente la atención:

  • Enfoque dinámico: La implementación para Samsung del modo retrato tiene más opciones. Ya no solo nos permite cambiar el desenfoque, sino aplicar otro tipo de filtros. Mi favorito, sin duda alguna, convertir casi toda la fotografía en blanco y negro, con la excepción de lo que queramos destacar.

  • AR Emoji: Los que vimos en los Galaxy S9 y Note 9 daban un poco de vergüenza ajena. La versión de los AR Emoji de los S10 está mucho mejor trabajada, y puedes, no solo crear tus propios GIFs, sino aplicar el efecto de realidad aumentada en nuestro rostro.
    • Sigue sin alcanzar el grado de excelencia de los iPhone para reconocer a la perfección nuestras facciones y gestos. Algo normal si tenemos en cuenta que no tiene todos los sensores que tienen los iPhone X, Xs y Xr.

Respecto al vídeo, nos gusta mucho. La estabilización es fantástica, aunque funciona únicamente en resolución FullHD, aunque si renunciamos a la estabilización podremos grabar en resolución 4K a 60 imágenes por segundo.

Otra característica que nos gusta es la posibilidad de grabar con la cámara gran angular, aunque esta cámara no es capaz de grabar a 60 imágenes por segundo (aunque si en 4K). Si quieres grabar con estabilización y gran angular, estarás limitado a FullHD a 30 imágenes por segundo.

Una batería que podría dar mucho más de sí

Quizás el único punto débil del Galaxy S10e sea para muchos el más crucial. A pesar de que sus 3100 mAh puedan parecer escasos en los estándares de la gama alta, donde lo habitual ya ronda los 4000, su tamaño más compacto nos obligaba a probar a fondo el terminal. A fin de cuentas, la pantalla es uno de los componentes que más energía consume, por lo que una pantalla más pequeña compensa el tamaño de la batería.

Utilizando el móvil sin ningún tipo de compromiso, este nos ha aguantado una media de 4 horas y media de pantalla, comenzando el día con un 100% a las 8 de la mañana y finalizando con un 15-20% a las 23:30 de la noche.

En ese uso de pantalla hemos utilizado mapas, juegos, cámara, correo, navegación y redes sociales. Con la pantalla apagada hemos usado también entre 1-2 horas diarias de música y podcast usando auriculares Bluetooth.

La batería es suficiente para el uso que suele hacer un usuario que demande móviles compactos, pero está lejos de lo que puede ofrecer un móvil más grande.

¿Cuál es nuestra opinión sobre estos resultados? Cada usuario tiene sus propios patrones de uso, por lo que esta experiencia puede variar según el perfil de uso. Por poner en comparativa, mi Pixel 2 XL llega al final del día con un 30% con el mismo tipo de uso, y móviles como el Pocophone F1 o el Honor View 20 me han terminado aguantando jornadas similares con un 45-50%.

¿Es realmente negativo? Tampoco creemos que sea un aspecto para descartar un móvil de este tipo. Normalmente, el perfil que busca un móvil compacto no suele ser el que pasa horas jugando a videojuegos o viendo series en el móvil, porque lo normal es que ese perfil de usuario termine demandando un gran uso de batería. Lo cual tampoco es un problema.

Carga rápida y carga inalámbrica

Samsung incluye un cargador con carga rápida adaptativa, con una potencia de 15W. El tiempo de carga aproximado para conseguir una carga del 15 al 100% pasa es de un poco más de una hora. Más o menos con 45 minutos tendremos un 80-85% de carga, que sin ser estar entre las mejores, funciona bien.

Por último, hablar de la carga inalámbrica. Es capaz de cargar también a 15W si tenemos el cargador adecuado. Una novedad de este dispositivo es la posibilidad de realizar una carga inalámbrica inversa para cargar inalámbricamente otros móviles. Parece chulo, pero no te lo recomendamos.

Como podéis ver en esta gráfica, hemos probado a cargar un Sony Xperia XZ3 con el Galaxy S10e. En una hora vemos como el Xperia XZ3 pasa de un 15 a un 33% de batería, mientras que el S10e pierde prácticamente la mitad de la carga. Si tienes un amigo que está sin batería, es mejor que dejes morir su móvil, porque en caso contrario te dejará sin batería a ti.

Por poner más contexto, si tienes un cable USB C a USB C puedes cargar su móvil con el cable, una de las características del USB C en Android. La carga sigue siendo igual de lenta, pero al menos la pérdida de batería es menos acusada.

La carga inalámbrica inversa solo merece la pena para cargar accesorios. No la uses para cargar otros móviles o te llevarás un susto.

¿Merece la pena el Samsung Galaxy S10e?

El Galaxy S10e es un móvil magnífico, ya que a nivel tecnológico es de los modelos mejor equipados que puedes encontrar en el mercado, al compartir todas las tecnologías que tienen sus hermanos mayores. Además, la evolución del software de Samsung es digna de mención.

Es un móvil hecho para quienes busquen un móvil con las últimas tecnologías en el formato más compacto posible.

Este smartphone está hecho para aquellos usuarios que quieran un buen móvil al que no le falte nada, pero que hagan un uso moderado del equipo. ¿Eres una persona que utiliza el móvil unas 4 horas o menos al día y buscas algo que sea fácil de llevar? Seguramente el S10e sea tu mejor opción.

¿Eres un entusiasta que se pasa el día enganchado al móvil? Quizás este terminal no sea el más adecuado, ya que es posible que su batería te deje abandonado durante la tarde. Seguramente ya te hayas dado cuenta, pero cuando utilizas muchas horas al móvil, terminas demandando más pantalla y batería, razón por la que la mayoría de móviles son cada vez más grandes.

¿Te gusta todas las virtudes con las que Samsung ha creado los S10? Te recomendamos ir al Galaxy S10+. ¿Eres un romántico de móviles más compactos? El S10e no te va a decepcionar.

Hemos podido probar este Galaxy S10e gracias a Yaphone, tienda online de confianza en la que puedes comprar el Galaxy S10e al mejor precio. Ya que puedes hacerte con él desde 659 euros (en el modelo amarillo) hasta los 689 (precio de la edición en verde que hemos analizado).

Cabe destacar que la versión de Yaphone vende del Galaxy S10e no es española, sino europea. Esto tiene una ventaja y un pequeño inconveniente:

  • Ventaja: Por algún motivo, la versión europea está limpia de bloatwareTiene las aplicaciones mínimas para el funcionamiento del sistema, y no tenemos un exceso de aplicaciones de Samsung y Google que igual no necesitamos.
  • Desventaja: Al no ser la versión Española, no puedes utilizar Samsung Pay. Sí que puedes utilizar la aplicación de pagos de tu banco o Google Pay, pero no Samsung Pay.

Aunque no sea la versión española, si no vas a utilizar Samsung Pay, Yaphone ofrece un precio muy competitivo.

Mostrar comentarios
Vídeos El Androide Libre
Análisis Amazon Kindle Fire 7 2019
TRUCAZO: Acelera los audios de WHATSAPP #STOPTURRAS
Cómo pasar de audio a texto automáticamente
Análisis OPPO Reno 10x Zoom
Samsung Galaxy M20 vs Xiaomi Redmi Note 7
¿Sin ESPACIO en Android? Cómo LIMPIAR tu móvil
Análisis Huawei P30 Lite
Google ROMPE con Huawei: cómo te afecta
Cómo crear tu propio ROBOT
Cómo ver HISTORIAS de Instagram SIN SER VISTO
Análisis Black Shark 2
Análisis OnePlus 7 Pro
Samsung, los Galaxy A y el futuro de la compañía
Las mejores apps de RADIO en el móvil
BlackShark 2: Unboxing y toma de contacto
Qué es el modo avión y por qué nos obligan a activarlo antes de volar
Juega a la Serpiente en Google Maps: ¡el Snake por tiempo limitado!