Análisis del Moto G7 Power: vuelta a los orígenes con una batería nuclear

Análisis del Moto G7 Power: vuelta a los orígenes con una batería nuclear

Dentro de la amplia gama del nuevo Moto G7 hemos analizado su versión más potente... Esta versión Power ¿tendrá más argumentos que su enorme autonomía?
1/04/2019 a las 20:12 UTC · Borja Simancas Delgado

Parece que fue ayer cuando un pequeño dispositivo puso patas arriba toda la industria móvil. Hablamos del Moto G original, la piedra Rosetta de cómo un smartphone asequible podía ofrecer una gran experiencia de uso sin romper la hucha. Ya estamos en 2019 y la familia G llega a su séptima generación.

Esta última generación ha llegado con cuatro sabores disponibles. Moto G7, Plus, Play o Power, siendo el protagonista de nuestro análisis el último de todos. Un dispositivo que, sobre el papel, es el más fiel a lo que un día representaba la familia Moto G, pero con algún añadido interesante.

La gran baza de esta versión es su enorme batería de 5000 mAh, alrededor de la cual gira el resto del nuevo Moto G7 Power. Es la gran diferencia respecto a las demás versiones del nuevo Moto G y el elemento que lo hace diferenciarse de sus rivales de gama.

Características del Motorola G7 Power

Características del Motorola G7 Power

Leyendo las especificaciones del nuevo Moto G7 Power podemos ver que en goza de un equilibrio que brilla con luz propia, pero sin deslumbrarnos. Marcando casi todas las casillas de aquello que los usuarios podemos necesitar en el día a día.

  • Cuerpo
    • Dimensiones: 159,4 x 76 x 9,3 mm
    • Peso: 193 gramos
    • Colores: Negro, Azul y Violeta
  • Pantalla
    • Tipo: LTPS IPS LCD
    • Tamaño: 6.2 pulgadas
    • Resolución: 720 x 1570 | 19,5:9
  • Características principales
    • Procesador: Qualcomm Snapdragon 632
      • Octa-core 4 x 1.8 GHz Kyro 250 Gold + 4 x 1.8 GHz Kyro 250 Silver
    • GPU: Adreno 508
    • Sistema operativo: Android 9.0 Pie
  • Memoria
    • Interna: 64 GB + 4 GB RAM
    • MicroSD: Hasta 512 GB
  • Cámaras
    • Trasera: 12 MPX f/2.0 PDAF
    • Delantera: 8 MPX f/2.2
  • Conectividad
    • WiFi 802.11b/g/n
    • Bluetooth 4.2
    • A-GPS | GLONASS
    • Radio FM
    • USB 2.0 Tipo C
  • Sensores
    • Lector de huellas trasero
    • Acelerómetro, giroscopio, sensor de proximidad y brújula
  • Batería
    • 5000 mAh Li-Po
    • Carga rápida: Si | Turbo Power

Hay tres aspectos que destacan sobre los demás: el peso del dispositivo, su pantalla y la anteriormente mencionada batería de 5000 mAh. También encontramos la fiabilidad del Snapdragon 632 y la última versión de Android, detalles que nos dan una idea de lo que este nuevo Moto G7 Power quiere proponernos. ¿Será algo más que una enorme batería? ¡Veámoslo!

Un diseño sin sorpresas

A los pocos segundos de tener el nuevo Moto G7 Power en nuestras manos llegamos a dos conclusiones. La primera, sus 193 gramos de peso se notan al sostenerlo. Es el pequeño precio que pagar para tener su enorme batería, lo bueno es que no es nada dramático y pasados unos minutos nos olvidaremos.

Nuestra segunda conclusión es que su diseño nos suena, es una cara familiar que llevamos años viendo. En el nuevo Moto G7 Power tenemos la esencia de lo que supone ser un Moto G, líneas suaves y sin estridencias. Prescindiendo del metal o cristal, apostando por el plástico.

Un diseño sin sorpresas

Un plástico que cuenta con un acabado brillante al que le encanta atrapar huellas y arañazos. además de resultar algo resbaladizo en determinadas superficies. No es casualidad la inclusión de una funda protectora con el dispositivo, la cual recomendamos usar desde el primer minuto.

Entrando en detalle, en su trasera nos encontramos con el logo de Motorola que hace las veces de lector de huellas. Y justo encima, el conjunto de cámara y flash led envueltos en una circunferencia que los hace destacar dentro de el sencillo diseño del nuevo Moto G7 Power.

Ya en el borde del smartphone, con un grosor de otra época fruto de la batería, el nuevo Moto G sigue destilando sencillez. Uno de los micrófonos y el jack de audio situados en la zona superior. El segundo de los micrófonos, junto con el puerto USB 2.0 Tipo C en la zona inferior.

El lector de huellas es el logotipo de Motorola

Pasando al lateral izquierdo encontramos la bandeja de la MicroSD y SIM. Dejando el lado derecho, y a una altura muy adecuada para su uso en el día a día, los botones de volumen y encendido, los cuales transmiten solidez al pulsarlos.

Situándonos en el frontal tenemos la gran pantalla de 6,2 pulgadas y relación de aspecto 19,5:9 que hace uso del tradicional notch. Un lugar donde habitan la cámara frontal, el sensor de proximidad y el auricular que hace las veces de altavoz.

La presencia del jack de audio siempre se agradece

Este nuevo Moto G7 Power es un dispositivo que tiene presencia y lo notaremos al usarlo o llevarlo en nuestro bolsillo. Su diseño funciona y resulta sorprendentemente cómodo al agarrarlo, junto a un diseño envuelto en un halo de discreción y sencillez.

El Moto G7 Power es el que mejor mantiene la esencia de un Moto G

Hardware sólido

Hemos llegado a uno de los puntos donde el nuevo Moto G7 Power no muestra fisura alguna: usa un Snapdragon 632 que ofrece un perfecto equilibrio entre rendimiento y consumo energético.Proporciona un compromiso a largo plazo de que tendremos potencia si la necesitamos.

Al compromiso también contribuye la cantidad de memoria RAM, elevando la cifra hasta los 4 GB de memoria; permitiéndonos la ejecución de un gran número de aplicaciones y ofreciendo una experiencia de uso muy satisfactoria en el día a día. Ponen la guinda al pastel los 64 GB de almacenamiento.

Si unimos este hardware a un sistema Android limpio, con pequeños detalles de Motorola, obtenemos un desempeño fluido tanto en la interfaz como en la ejecución de aplicaciones o juegos. Poniendo en las manos de sus usuarios una experiencia reservada, hasta hace poco, a quien poseía un Nexus o Pixel.

Hardware sólido

Entrando en la faceta más lúdica del nuevo Moto G7 Power, los resultados obtenidos han sido bastante satisfactorios en juegos; pudiendo disfrutar de clásicos como Street of Rage 2 o trepidantes carreras en Asphalt 9 en su nivel más alto de gráficos. Parte del mérito de este gran desempeño es el uso de una resolución de 720p.

Quizá el nuevo Moto G7 Power no tenga unas especificaciones deslumbrantes, que tampoco es su objetivo, pero sí tiene un conjunto bien equilibrado y solvente. La gran combinación con el software de Motorola hace que, en una prueba a ciegas, pocos notarían la diferencia entre el SoC del Motorola respecto a sus rivales ligeramente más potentes.

Gran pantalla, pequeña resolución

Desde la aparición de los formatos de pantalla, alejados de los 16:9 hasta ahora tradicionales, hemos disfrutado de pantallas grandes en dispositivos más o menos compactos. Y el nuevo Moto G7 Power no es una excepción ya que goza de una pantalla de 6,2 pulgadas con relación de aspecto 19,5:9 unida a un notch.

En el aspecto donde esta gran pantalla no destaca es en su resolución, quedándose en unos discretos 1570 x 720. Una elección que beneficia y perjudica al dispositivo en partes iguales. Gracias al uso de dicha resolución nos beneficiamos de un menor gasto energético, aumentando si se puede aún más la autonomía.

Pero por el otro lado, un panel de 6,2 pulgadas usando una resolución de 720p es un conjunto un tanto descompensado. La nitidez de los textos en pantalla se sitúa en lo mínimo exigido a día de hoy, no siendo un problema demasiado importante en el día a día. Sin embargo, en algunos juegos se notan texturas y textos un tanto borrosos.

Visualizando vídeos también se aprecia el uso de una resolución demasiado justa, aunque aquí entra más el ojo de cada usuario y pasará inadvertida para la gran mayoría. El haber optado por una resolución de 1080p le habría sentado genial al nuevo Moto G7 Power; y con su enorme batería no supondría una merma notable en la autonomía.

Sin embargo, no hay que llevarse a engaños: la pantalla del Moto G7 Power tiene algunas medallas que otorgarse. Una de ellas es un brillo en exteriores que facilita su uso a plena luz del sol; además de una gestión del brillo automático que responde a la situación en la que estemos.

La otra medalla que podemos adjudicarle es la buena representación de colores. No encontraremos excesiva saturación o una representación de la imagen artificial, en gran medida es fiel a la realidad. Y además disponemos de tres ajustes para la misma, por lo que se adaptará a todo tipo de gustos.

La pantalla es uno de los elementos donde Motorola ahorra un poco

Hablando de ajustes, el software incorpora diversas ayudas para los que les suponga un reto usar una pantalla de 6,2 pulgadas. Detalles que se agradecen como poder desplegar la barra de notificaciones al deslizar el dedo por el centro de la pantalla o el modo que nos permite usar el dispositivo con una mano.

Uniendo todos estos aspectos, la pantalla del nuevo Moto G7 Power cumple lo justo y necesario. ¿Sería mejor si hubieran usado una pantalla 1080p? Lógicamente sí, pero sabemos que la protagonista de esta versión no es la pantalla, sino la batería. Al menos su brillo y representación de colores compensan en parte la pequeña carencia de la resolución.

La batería, hasta el infinito y más allá

Hemos llegado a la piedra angular del nuevo Moto G7 Power, su enorme batería de 5000 mAh. Y sí, Motorola ha incorporado la carga rápida para poder disponer de tal cantidad de energía en un tiempo moderado. Este sencillo conjunto de características hacen del nuevo Moto G un smartphone especial.

Poder usar el dispositivo durante horas y olvidarnos de necesitar un enchufe es una sensación que muy pocos smartphones pueden transmitir a sus usuarios. Disponer del 50% de batería en unos 40 minutos, y una carga completa sobre las 2 horas, se agradecen ante tal despliegue energético. Sin embargo, donde sus cifras nos impresionan más es en su autonomía.

La batería, hasta el infinito y más allá

Empezaremos por las impresionantes 17 horas 22 minutos de horas de pantalla, todas ellas haciendo un uso sin miramientos del teléfono; junto con una independencia de un enchufe de nada más y nada menos 3 días. Datos tomados al llegar al 15% de batería, por lo que podríamos exprimir aún más la experiencia.

Durante todo ese tiempo hemos navegado por internet, jugado a juegos exigentes como Asphalt 9, establecido relaciones cibernéticas humanas usando Telegram y surfeado por las novedades de Instagram. ¿Os parece poco? Pues además hemos disfrutado de varias horas de videos usando YouTube o Amazon Prime Video. ¿No os satisface aún? Añadamos largas sesiones de Spotify y de escuchar nuestros podcast preferidos.

El conejo de Duracell se jubilará dos veces antes de que la batería del Moto G7 Power se agote

Querer agotar la batería del nuevo Moto G7 Power puede ser desesperante, irónicamente todos los que tengas a tu alrededor estarán desesperados justo por todo lo contrario, el no quedarse sin batería lejos de un enchufe. Si hacemos un uso más mundano y moderado, los números que obtenemos se salen de las tablas establecidas.

Aspectos como su software optimizado, la buena gestión de la energía del Snapdragon 632 o una resolución de pantalla por debajo de lo normal también ayudan. Pero está claro que cuando en Motorola llamaron a esta versión del Moto G7 con la denominación Power, no es un simple movimiento de marketing. Lo que se espera de él lo cumple de una manera más que solvente.

Sonido y conexiones, cumpliendo con lo necesario

Hasta ahora el nuevo Moto G7 Power ha sabido conquistarnos de una manera equilibrada, sin embargo en el apartado sonoro encontramos algunas discrepancias que no nos han convencido del todo. Agradecemos la presencia del jack de audio y la radio FM, pero no es suficiente.

Sonido y conexiones, cumpliendo con lo necesario

Sorprende en un dispositivo de generosas dimensiones la ausencia de unos altavoces o, al menos, un altavoz. Por mucho que busquemos en su carcasa no lo encontraremos como tal ya que el encargado de hacer esa tarea es el auricular del dispositivo. Cumple su papel de una manera más que meritoria, pero en ocasiones se nota que no está diseñado para este trabajo.

Mejor experiencia obtenemos haciendo uso de los auriculares, obteniendo un sonido nítido y limpio. Echamos en falta algún ajuste personalizado para el sonido o un ecualizador, algo que resulta un poco extraño ya que en otros aspectos del teléfono Motorola sí ha añadido pequeños ajustes a su software.

Otro apartado en el que notamos que Motorola ha «ahorrado» esfuerzos en el nuevo Moto G7 Power es en el de las conexiones, no por falta de ellas sino por la elección de algunas. Destacamos la presencia del puerto USB 2.0 Tipo C, pero no entendemos la ausencia del WiFi 802.11ac quedándose en el veterano 802.11b/g/n.

El nuevo Moto G7 Power usa el puerto USB 2.0 Tipo C

En la conexión bluetooth también nos encontramos con un pequeño recorte, teniendo que conformarnos con la versión 4.2 del protocolo. Hasta ahora estos pequeños recortes en las especificaciones pueden ser pasables, al menos para la mayoría de usuarios, pero la ausencia del NFC nos ha sorprendido.

Disponemos de un lector de huellas que funciona muy bien, pero la presencia de la tecnología NFC que nos posibilita los pagos móviles viene determinada por el mercado de destino del Moto G7 Power. Por lo que parece, en España no hemos sido agraciados.

El software de Motorola, una de cal y otra de arena

Llegamos a uno de los apartados en los que Motorola brillaba con luz propia hasta no hace demasiado, el software. Especialmente desde su adquisición por parte de Google, los Motorola que surgieron de dicha unión ofrecían una experiencia de uso muy similar a lo que obteníamos en un Nexus.

Sin embargo, llegó el día en el que Google se deshizo de Motorola, que quedó en manos de Lenovo. Durante un tiempo contuvimos la respiración, esperando algún movimiento por parte de Lenovo en este aspecto, pero sorprendentemente se mantuvo la filosofía heredada de Google. Una experiencia de Android limpia, fluida y con actualizaciones más o menos al día.

El software de Motorola, una de cal y otra de arena

Una situación que poco a poco ha ido a peor, siendo Motorola en uno de los fabricantes que peor lleva el ritmo de actualizaciones. No solo de sistema, sino de los parches de seguridad; y eso resta muchos puntos a la experiencia de usuario. Más teniendo en cuenta que sus rivales sí mantienen un ritmo más constante de las mismas o han decidido optar por Android One.

Solo el tiempo nos dirá si el nuevo Moto G7 Power y sus diferentes variantes recuperarán esa característica tan querida por todos. Al menos disponemos de Android 9.0 Pie, aunque el parche de seguridad data de diciembre de 2018. Esperamos un cambio radical en este aspecto por parte de la gran M. Por otro lado, los pequeños añadidos al sistema sí están presentes.

Tener un sello de identidad que te diferencia de los demás siempre es muy positivo, tanto para la marca como para sus usuarios. Y el nuevo Moto G7 Power lo luce con orgullo. Pese a ser un sistema Android muy puro, nos encontramos con pequeños detalles aquí y allí que suman positivamente a la experiencia en el día a día.

Más allá del acceso rápido a la cámara pulsando dos veces el botón de encendido, o deslizar por el sensor de huellas para desplegar la barra de notificaciones, este nuevo Moto G incorpora algunos trucos escondidos en la chistera. Hablamos de las llamadas Acciones Moto:

  • Levantar para desbloquear: Al levantarlo mirando la pantalla desbloqueamos el teléfono.
  • Controles multimedia: Con la pantalla apagada, los botones de volumen nos permiten cambiar de canción.
  • Editor de capturas de pantalla: Al realizar una captura podremos editarla inmediatamente.
  • Capturas con tres dedos: Deslizando con tres dedos por la pantalla realizará una captura de pantalla.
  • Navegación con un botón: Nos permite hacer uso de la barra de navegación de Android Pie.
  • Linterna rápida: Agitando el dispositivo dos veces encendemos la linterna.
  • Captura rápida: Volteando el teléfono rápidamente accedemos a la cámara de fotos.
  • Deslizar para reducir: Gracias a este gesto activaremos el modo para una mano.
  • Coger para silenciar: Al coger el teléfono pasará a modo vibración.
  • Girar para No molestar: Si colocamos boca abajo el smartphone, entrará en el modo No molestar.

Puede que para algunos usuarios estas acciones sean un mero añadido, puede que para otros sean muy útiles, pero lo que no podemos negar es que aportan valor a la experiencia de uso del nuevo Moto G7 Power. Muchos fabricantes y la propia Google debería de tomar nota de estos añadidos. Qué pena lo de las actualizaciones…

Las acciones Moto son un gran valor añadido

A lo largo de nuestro análisis hemos hecho mención a ello, pero nunca está de más recalcarlo: la experiencia usando el nuevo Moto G7 Power es realmente satisfactoria. La interfaz se mueve con total fluidez, sin retardos ni nada extraño, lo que podríamos llamar toda una experiencia Pixel.

Este nuevo Moto G7 Power viene con las aplicaciones mínimas e imprescindibles tras encenderlo por primera vez. No nos encontraremos apps que no valen para nada o que están repetidas con las propias de Google. Lo que instalemos en el dispositivo será única y exclusivamente responsabilidad nuestra. Se agradece no tener que estar desinstalando lo que no deseamos nada más encenderlo.

La fotografía, una sorpresa agradable

Debo ser sincero, no esperaba demasiado en este apartado. El nuevo Moto G7 Power tiene su piedra angular en su autonomía, por lo que el resto de aspectos técnicos deberían de quedar en un segundo plano. Algo que hemos visto en la pantalla, por ejemplo.

Por lo que mis expectativas estaban a un nivel discreto, esperando una experiencia fotográfica que cumpla sin más. Sin embargo, sabiendo las limitaciones obvias de su gama, me ha sorprendido gratamente en este apartado. Empezando por un software que pone a disposición del usuario una variedad de ajustes interesantes.

Junto al modo normal disponemos del modo manual, panorámica o la aplicación de filtros en directo. También encontramos los ya habituales modos de grabación en cámara lenta o rápida. Destacamos el modo cinemagrafía que nos permite hacer una foto con movimiento.

La fotografía, una sorpresa agradable

Una de las sorpresas que nos tiene guardadas este nuevo Moto G7 Power es la posibilidad de hacer fotos en RAW, algo que es poco habitual en sus competidores e incluso en modelos de gamas superiores. No es una opción para todos, pero siempre viene bien tenerlo disponible.

Ya sabemos que el software es el complemento del hardware, y en el nuevo Moto G7 Power encontramos una elección sencilla. Un único sensor, nada de dobles sensores o sensores de profundidad, aquí nos encontraremos una configuración de otra época. Pero que sea de otra época no quiere decir que sea una mala opción.

En entornos luminosos el nuevo Moto G7 Power ofrece unos resultados muy satisfactorios, sobretodo en el modo HDR que exprime el sensor de 12 megapíxeles del que disponemos. Las fotografías gozan de buen detalle y una representación de colores adecuada. Posicionándolo por encima de bastantes de sus rivales.

Disponemos de un único sensor de 12 megapíxeles

Otra historia es en situaciones de poca iluminación, aquí se le notan más las vergüenzas al nuevo Moto G7 Power. En la gran mayoría nos encontraremos resultados un poco pasteleados y faltos de detalle, sin embargo el nuevo Moto G tiene un as escondido, el modo RAW.

Al usar este modo prescindimos del procesado de la imagen, obteniendo la información tal cual la capta el sensor de la cámara. La ganancia que obtenemos no es abismal, pero sí la suficiente para exprimir esos megapíxeles un poco más en situaciones de poca luz. Unido a una aplicación como Lightroom Mobile o Snapseed, podemos disfrutar de la fotografía en más detalle.

Lógicamente existen dispositivos que están por encima en el aspecto fotográfico del nuevo Moto G7 Power, pero también es verdad que hay muchos que se sitúan por debajo. Hay que ser conscientes de las limitaciones de las que dispone, pero al precio del nuevo Moto G obtenemos más de lo que se podía esperar.

Motorola G7 Power, un todoterreno para el día a día

Desde su adquisición por Lenovo, esta nueva Motorola ha ido perdiendo poco a poco y de manera silenciosa ese «prestigio» de ser la opción a recomendar. Hoy en día la respuesta a un smartphone asequible y que ofrezca una gran experiencia de usuario no es un Moto G.

La irrupción de marcas como Xiaomi tampoco ha ayudado, y en el fondo todos estamos esperando una reacción para que Motorola vuelva a ser lo que era. ¿Es este Moto G7 Power la primera piedra del resurgimiento? Podría serlo, desde luego argumentos hay para pensarlo.

Motorola G7 Power, un todoterreno para el día a día

Una batería inacabable, un rendimiento y experiencia de uso en el día a día exquisita, sin olvidarnos de la sorprendente solvencia fotográfica que nos ofrece. Pero, como mencionamos anteriormente, solo al largo plazo veremos si están a la altura en las actualizaciones o quedará en el olvido como tantos otros.

Lo que lleva a preguntarnos: ¿para quién va dirigido el nuevo Moto G7 Power? Obviamente para quien necesite una autonomía a prueba de todo, ese es su principal reclamo. En los demás aspectos el nuevo Moto G es un smartphone que no brilla en nada, pero tampoco falla en nada. Mantiene un equilibrio que lo convierte en un smartphone para el día a día.

El nuevo Moto G7 Power es ideal para personas mayores, adolescentes o quien necesite algo fiable a largo plazo

Si eres de los que buscan algo más en un smartphone, el nuevo Moto G7 Power no es para ti y existen otras opciones disponibles. Pero si eres de los que quieren gastarse un precio razonable en un smartphone, y tener la confianza de que estará a la altura de tus necesidades, es un teléfono a tener en cuenta.

El nuevo Motorola G7 Power lo puedes adquirir en Amazon.es por 209€

Mostrar comentarios
Vídeos El Androide Libre
Análisis Xiaomi Mi 9T
Análisis Xiaomi Mi True Wireless
Análisis Amazon Kindle Fire 7 2019
TRUCAZO: Acelera los audios de WHATSAPP #STOPTURRAS
Cómo pasar de audio a texto automáticamente
Análisis OPPO Reno 10x Zoom
Samsung Galaxy M20 vs Xiaomi Redmi Note 7
¿Sin ESPACIO en Android? Cómo LIMPIAR tu móvil
Análisis Huawei P30 Lite
Google ROMPE con Huawei: cómo te afecta
Cómo crear tu propio ROBOT
Cómo ver HISTORIAS de Instagram SIN SER VISTO
Análisis Black Shark 2
Análisis OnePlus 7 Pro
Samsung, los Galaxy A y el futuro de la compañía
Polémica en Italia por malware Android de un supuesto proveedor de la policía
Descarga los temas de los Huawei P30 y todos sus fondos de pantalla