Análisis de la Samsung Galaxy Tab S5e: ligereza y versatilidad como seña de identidad

Análisis de la Samsung Galaxy Tab S5e: ligereza y versatilidad como seña de identidad

Tras probarla durante dos semanas, os contamos detalladamente cómo ha sido nuestra experiencia con la Galaxy Tab S5e, la última tablet de Samsung.

Hace un par de semanas Samsung lanzaba en España sus dos últimas tablets: las Samsung Galaxy Tab S5e y Galaxy Tab A. Como hemos tenido la oportunidad de probar la Galaxy Tab S5e venimos a contaros detalladamente cómo ha sido nuestra experiencia con ella. ¡Adelante análisis!

Características Samsung Galaxy Tab S5e

Análisis de la Samsung Galaxy Tab S5e: ligereza y versatilidad como seña de identidad

  • Dimensiones: 24,5 x 16 x 0,5 centímetros.
  • Peso: 400 gramos.
  • Procesador: Qualcomm Snapdragon 670.
  • Memoria RAM: 6 GB.
  • Almacenamiento.
    • Interno: 128 GB.
    • Ampliable: sí, microSD de hasta 512 GB.
  • Gráfica: Adreno 615.
  • Pantalla.
    • Tamaño: 10.5 pulgadas.
    • Resolución: 2560 x 1600 píxeles.
    • Tecnología Super AMOLED.
  • Cámara trasera.
    • Resolución: 13 Mpx.
  • Cámara delantera.
    • Resolución: 8 Mpx.
  • Batería: 7.040 mAh con carga rápida.
  • Sonido: 4 altavoces AKG.
  • Puertos:
    • Conector USB Tipo C Tipo 3.1.
    • Conector de pines para teclado.
  • Sistema:
    • Versión de Android: Android 9 Pie.
    • Capa del fabricante: One UI.
  • Otros:
    • Desbloqueo facial.
    • Sensor de huellas dactilares.
    • Ranura para tarjeta SIM.
  • Colores: negro, oro y plata.
  • Precios.
    • Versión WiFi + 64 GB de almacenamiento: 439€.
    • Versión WiFi + 128 GB de almacenamiento: 509€.
    • Modelo 4G + 64 GB de almacenamiento: 499€.
    • Modelo 4G + 128 GB de almacenamiento: 569€ (nuestro modelo de prueba).

Un peso pluma con elegancia

Análisis de la Samsung Galaxy Tab S5e: ligereza y versatilidad como seña de identidad

La Samsung Galaxy Tab S5e cuenta con un diseño en metal pulido que transmite elegancia y belleza al mismo tiempo. El dispositivo está disponible en los colores negro, oro y plata; siendo este último el modelo que hemos podido probar.

Su trasera casi impoluta incorpora una cámara en un lateral de la zona superior; mientras que el resto de la trasera está prácticamente limpio, a excepción de la presencia de los logos de Samsung y AKG. En uno de los laterales nos encontramos con los conectores de pines para utilizar teclado; en el otro se sitúa el sensor de huellas dactilares (también botón de encendido), las teclas de volumen y la ranura para microSD y tarjetas SIM.

Análisis de la Samsung Galaxy Tab S5e: ligereza y versatilidad como seña de identidad

No cabe duda de que esta tablet es bonita; no obstante, lo que más sorprende es sostenerla y darse cuenta de que no pesa prácticamente nada. Ésta tiene unas dimensiones de 24,5 x 16 x 0,5 centímetros y pesa tan solo 400 gramos, una cifra excelente teniendo en cuenta que hablamos de un dispositivo mucho más voluminoso que un móvil. La comodidad, la ligereza y la versatilidad son sus puntos fuertes.

Pantalla y sonido de escándalo

Análisis de la Samsung Galaxy Tab S5e: ligereza y versatilidad como seña de identidad

La Galaxy Tab S5e integra una pantalla táctil Super AMOLED de 10.5 pulgadas y una resolución de 2560 x 1600 píxeles. Samsung nunca decepciona con sus pantallas y ésta no iba a ser la excepción.

El panel cumple con nota y hace que visualizar contenido sea una auténtica delicia, ya sea en interiores o exteriores. Para tratarse de una tablet, los marcos son pequeños; aunque, podrían serlo más si nos ponemos quisquillosos.

Análisis de la Samsung Galaxy Tab S5e: ligereza y versatilidad como seña de identidad

La pantalla favorece una experiencia inmersiva; pero, lo es aún más al combinarse con su sistema de sonido. El dispositivo cuenta con 4 altavoces AKG, Dolby Atmos y tecnología de sonido envolvente 3D; lo que se traduce en un sonido potente y de calidad. En resumidas cuentas, si sois de los que suelen ver habitualmente series o películas, la Tab S5e os vendrá como anillo al dedo.

Rendimiento moderado

Análisis de la Samsung Galaxy Tab S5e: ligereza y versatilidad como seña de identidad

El dispositivo monta un procesador Qualcomm Snapdragon 670; 6 GB de RAM; y 128 GB de almacenamiento interno. La tablet ofrece un rendimiento moderado, funcionando así lo suficientemente bien para navegar por el sistema con rapidez, utilizando aplicaciones de diferentes tipos e incluso dándole caña a los videojuegos. Eso sí, sin pasarnos, ya que el Snapdragon 670 no nos va a permitir disfrutar al máximo de los juegos más potentes.

Como de costumbre, hemos sometido a la Tab S5e a pruebas de rendimiento. El benchmark de AnTuTu refleja una puntuación de 152.336, una cifra dentro de lo normal para una tablet de gama media.

Análisis de la Samsung Galaxy Tab S5e: ligereza y versatilidad como seña de identidad

Aunque lo califiquemos como «rendimiento moderado», el dispositivo, vamos a decirlo simple y llanamente, hace lo que tiene que hacer. Una tablet de este tipo no está pensada para realizar tareas demasiado exigentes; sino que está más enfocada a un uso «básico», como navegar por la red, jugar a títulos sencillos, exprimir el contenido multimedia y para servir como centro de ofimática con Samsung DeX.

La seguridad también importa

Análisis de la Samsung Galaxy Tab S5e: ligereza y versatilidad como seña de identidad

Samsung se ha esforzado bastante en lo referente a la seguridad del dispositivo. Esta tablet cuenta con un sistema de desbloqueo facial que funciona particularmente bien. Eso sí, dependiendo de la manera en que utilicemos la tablet puede reaccionar mejor o peor.

Al estar la cámara situada en la zona superior, el desbloqueo facial funcionará mejor cuando posicionemos el dispositivo verticalmente; al estar horizontalmente el desbloqueo es más lento y, en ocasiones, fallará al tapar la cámara sin darnos cuenta. Lógicamente, en situaciones de poca luz la detección de rostro es bastante peor y no suele funcionar muy bien.

Análisis de la Samsung Galaxy Tab S5e: ligereza y versatilidad como seña de identidad

La compañía surcoreana no se ha contentado solo con el desbloqueo facial y han integrado también un sensor de huellas dactilares. Éste se encuentra en un lateral y es bastante veloz. Lo ideal es utilizar un dedo de la mano derecha para el desbloqueo en vertical y uno de la mano izquierda para hacerlo en horizontal; aunque, esto es algo que depende más de los gustos de cada uno.

Cámaras para apuros y batería de sobra

Análisis de la Samsung Galaxy Tab S5e: ligereza y versatilidad como seña de identidad

El apartado fotográfico de la Tab S5e está compuesto por una cámara trasera de 13 megapíxeles y una delantera de 8. La trasera cuenta con un modo Pro; otro de Enfoque Dinámico (retrato); e incluso un modo Panorámica. A pesar de contar con varios modos, los resultados son bastante discretos; no obstante, tampoco nos esperábamos demasiado. Hay que tener en cuenta que las cámaras están pensadas para salvarnos de algún apuro puntual y no para salir con la tablet a la calle cual fotógrafo profesional.

La batería sí que es uno de sus puntos fuertes, no es para menos, 7.040 mAh dan para mucho. Según nuestra experiencia, en la mayoría de los casos y con un uso variado (navegar por Internet, ver series, jugar a juegos, etcétera) la batería nos ha durado varios días. Como es obvio, depende de la caña que le des, pero la batería aguantará sin despeinarse maratones de series hasta que te quedes dormido. Lo mejor de todo es que el dispositivo tiene carga rápida, por lo que tampoco deberás esperar mucho para volver a usarla.

Versatilidad como seña de identidad

Análisis de la Samsung Galaxy Tab S5e: ligereza y versatilidad como seña de identidad

Cualquier dispositivo puede definirse con alguna palabra, en este caso tenemos claro que es «versatilidad». Por un lado, los usos típicos de tablet (ya sea en horizontal o vertical) de los que no vamos a hablar demasiado porque ya son conocidos por todos. Leer a tu medio preferido (El Androide Libre) en Chrome, ver vídeos en YouTube, tus series de Netflix y jugar al Candy Crush o al SimCity. Eso sí, sobre este último punto hay que señalar que los juegos han de ser sencillos, no es cómodo jugar a un shooter en la Tab S5e.

Por otro lado, tenemos la posibilidad de convertir la tablet en algo similar a un ordenador. Para ello necesitamos combinar dos cosas: una funda-teclado y Samsung DeX. Nosotros hemos podido probar la funda-teclado oficial de Samsung y es una auténtica delicia. Ésta protege la tablet ante las caídas e integra un teclado perfecto para poder tomar apuntes o notas; quizás pueda parecer un poco pequeño al principio, pero, lo más seguro es que en un par de días te acostumbres.

Análisis de la Samsung Galaxy Tab S5e: ligereza y versatilidad como seña de identidad

Como decíamos, Samsung DeX es la clave para poder aprovechar un poco más el dispositivo. Básicamente es una interfaz para poder utilizar la tablet como si fuera un PC; eso sí, lo ideal es conectar el dispositivo a un monitor para aumentar nuestra productividad con dos pantallas.

La Tab S5e no solo es versátil por lo que podemos hacer con ella, sino por sus dimensiones y peso. Sus 24,5 x 16 x 0,5 centímetros y sus 400 gramos lo convierten en un equipo ideal para poder llevarlo a todas partes sin sufrir por transportarlo, cabe prácticamente en cualquier sitio.

Conclusión

Análisis de la Samsung Galaxy Tab S5e: ligereza y versatilidad como seña de identidad

Cuando una marca hace las cosas bien hay que reconocerlo y, en este caso, Samsung ha creado un muy buen producto. No podemos decir que la Galaxy Tab S5e sea perfecta, tanto las cámaras como el rendimiento podrían mejorarse; pero, sigue siendo una tablet de notable.

Su diseño es un acierto total: bonito, elegante y cómodo. Todo ello con una pantalla increíble y con un sonido que da gusto para aprovechar el contenido multimedia. Por último, no dejamos de mencionar (de nuevo) su versatilidad y una batería más que capaz.

Análisis de la Samsung Galaxy Tab S5e: ligereza y versatilidad como seña de identidad

Sin duda, esta tablet se nos antoja como más que recomendable para usuarios que no necesiten una potencia bruta, sobre todo su versión más básica con WiFi y 64 GB de almacenamiento interno, que está a la venta por 439€. A continuación os dejamos todos los modelos y sus correspondientes precios:

  • Versión WiFi + 64 GB de almacenamiento: 439€.
  • Versión WiFi + 128 GB de almacenamiento: 509€.
  • Modelo 4G + 64 GB de almacenamiento: 499€.
  • Modelo 4G + 128 GB de almacenamiento: 569€ (nuestro modelo de prueba).
Mostrar comentarios
Vídeos El Androide Libre
Análisis del Samsung Galaxy A80
Análisis de Samsung Galaxy Tab A 10.1 2019
Guía de compra para móviles Xiaomi
Controla tu móvil SIN TOCARLO – SÓLO CON LA VOZ!
Cómo AHORRAR DATOS en INSTAGRAM
Análisis Xiaomi Mi 9T
Análisis Xiaomi Mi True Wireless
Análisis Amazon Kindle Fire 7 2019
TRUCAZO: Acelera los audios de WHATSAPP #STOPTURRAS
Cómo pasar de audio a texto automáticamente
Análisis OPPO Reno 10x Zoom
Samsung Galaxy M20 vs Xiaomi Redmi Note 7
¿Sin ESPACIO en Android? Cómo LIMPIAR tu móvil
Análisis Huawei P30 Lite
Google ROMPE con Huawei: cómo te afecta
Lo mejor de YouTube en esta renovada app: modo negro, pantalla apagada y más
Google se rinde: no fabricará más tablets con Android o Chrome OS