Qué son las GSI de Android y por qué son tan importantes

Qué son las GSI de Android y por qué son tan importantes

Una de las creaciones más interesantes de Google en los últimos años son las GSI de Android. ¿De dónde vienen y por qué son tan importantes?

Aunque para muchos Android sea un sistema que ya se encuentra maduro, lo cierto es que aún tiene mucho trabajo por mejorar. Uno de los principales ejemplos está en la propia fragmentación del sistema, donde a día de hoy siguen existiendo problemas importantes.

Con Android 10 parece que los grandes fabricantes se están poniendo más las pilas, pero aún queda camino por hacer. Si bien es cierto que Google no puede hacer nada por todos esos móviles que quedaron desactualizados y abandonados, con los cambios del sistema esa tendencia irá cada vez a menos.

Uno de los inventos más curiosos de Google son las GSI (Imagenes Genéricas del Sistema), una de las creaciones más interesantes de Google. Aunque no vaya a ser de nuestro interés común en el día a día, si que merece la pena conocer la razón de existencia de este producto y sus consecuencias.

El proceso de crear un móvil de Android: desde el código al producto

Comencemos por lo más básico. ¿Alguna vez te has preguntado cómo un fabricante puede crear su propia versión de Android que incluye en los móviles que compramos? Se trata de un proceso más complejo del que podríamos pensar. Aún así vamos a intentar simplificar cómo son los pasos para la creación de una versión de Android.

La primera parte es comenzar a adaptar AOSP (Android Open Source Project). Si buscamos en Internet información sobre AOSP quizás podamos encontrar algunas malinterpretaciones. AOSP no es Android puro, ni tampoco una versión de Android sin las aplicaciones de Google.

AOSP es el código fuente desde el cual es posible crear Android. El código fuente vendría a ser como una receta de cocina, la cual incluye todos los ingredientes para que podamos crear un producto de software, como pueda ser un aplicación, o en este caso el sistema operativo.

Al ser Android de código abierto, que cualquiera pueda modificarlo puede beneficiar, pero también comprometer la experiencia.

Esa receta es modificable, razón por la que no todas las versiones de Android son iguales. En algunos casos los fabricantes únicamente añaden más software, pero en otros casos realizan modificaciones sobre el código original. ¿Alguna vez te has preguntado por qué tu móvil Xiaomi o Huawei tiene tantas opciones pero faltan otras que son estándar de Android? es por esos cambios.

Una vez creado ese producto, debe seguir una serie de pruebas que certifiquen que todo funciona como debe, así como certificaciones para poder tener acceso a las aplicaciones de Google. Todas estas pruebas y certificaciones ralentizan la llegada del propio móvil o las actualizaciones del sistema, pero son necesarias.

Google está cambiando Android aunque no nos demos cuenta

Android es un desorden, y eso nos afecta a todos. Cuando un fabricante modifica su Android toma las riendas para crear su propio sistema puede crear una mejor experiencia de uso, pero también puede alejarse demasiado del estándar.

Esto suele ser un problema, ya que en ocasiones puede hacer que en un móvil concreto una aplicación no funcione como debería, o que cuando llegue una nueva versión de Android el proceso de trabajar en una nueva actualización sea demasiado complicado.

En los últimos años, Google ha cambiado de forma radical la arquitectura de Android. No es algo que podamos percibir de forma visual, ya que en nuestro día a día seguimos utilizando nuestro móvil del mismo modo que llevamos años haciéndolo.

Los cambios comenzaron con Project Treble y han continuado con Project Mainline. Estos cambios han hecho que Android deje de ser un bloque pesado y complejo de manejar, separándolo en módulos más reducidos e independientes.

Estos cambios permiten que el sistema sea menos susceptible a las modificaciones de cada fabricante, al estar estas limitadas a módulos concretos que dejan intacta la parte base de Android.

Las GSI, parte de la solución para homogeneizar Android

Todo esto de la modularidad está genial, ¿pero cómo podemos asegurar que ahora venga un fabricante y decida que no quiere seguir esta estructura y siga modificando Android como lo hacía hasta hace poco? Pues tiene una solución fácil.

Desde Android 9 Pie (aunque según Google, es válido para 8.1 también), existe un requisito por parte de Google, y es que todos los móviles deben de ser compatibles con Project Treble, un requisito que con Android 10 y versiones sucesoras se van reforzando.

Treble

¿Y cómo puede saber un fabricante que la versión que ha preparado es realmente compatible con esos requisitos? Pues existe una forma muy sencilla de corroborarlo, y es con las GSI de las que hablábamos al comienzo del artículo.

Las GSI son unos archivos especiales creados por Google que contienen una versión genérica de Android. Esta versión de Android está basado en el código original y no tiene ningún tipo de modificación, es la versión más pura posible.

Esta modularidad ha permitido, por ejemplo, que Android 10 pueda actualizar su seguridad desde Google Play.

Para que un móvil cumpla con el requisito de Project Treble, es necesario que el fabricante instale esta versión específica de Android en el móvil y sea totalmente funcional. Si lo consigue, significa que el móvil es compatible con Treble.

Más allá para fabricantes: otros usos de las GSI de Android

Leyendo las líneas anteriores quizás hayas llegado a considerar que las GSI sean una creación de Google a la que sólo los fabricantes de móviles tienen acceso, ¿es cierto eso?

Nada más lejos de la realidad. Las GSI son públicas y están completamente documentadas por Google. También puedes descargarlas por ti mismo desde el repositorio oficial de las GSI. Las GSI se actualizan continuamente con cada nuevo cambio de Android, por lo que suele haber nuevas versiones cada pocos días.

Estas imágenes no son tan sencillas de instalar para los usuarios, ya que necesitan algunos pasos a seguir para poder crear el paquete que instalaremos en el móvil. Pero tampoco tenemos que saber sobre esto para disfrutarlo.

Es frecuente encontrarnos con adaptaciones de la comunidad de estas GSI. Al ser funcionales, esto significa que en cualquier móvil con Project Treble puede recibir una adaptación funcional a la nueva versión de Android, ofreciendo más posibilidades para mantener móviles antiguos bien actualizados.

El mayor beneficio de las GSI es una mayor facilidad para actualizar dispositivos compatibles con Treble que se queden sin soporte.

Otro beneficio llega con Android 10, y es que con esta versión de Android será posible instalar estas versiones de forma temporal en nuestro dispositivo, una herramienta muy útil para los desarrolladores, los cuales podrán probar las novedades de Android en un dispositivo real con Android puro sin tener que ir comprando móviles nuevos.

Mostrar comentarios
Vídeos El Androide Libre
Análisis realme X2
realme en España
Análisis del OnePlus 7T
Unboxing OnePlus 7T
Análisis de la Honor Band 5
El iPhone 11 visto desde Android
Análisis de EMUI 10
2019 acaba fuerte
Android 10 es oficial
Análisis del Huawei Mate 20X 5G
Análisis de la Xiaomi Mi Smart Band 4
Análisis del Samsung Galaxy S10 5G
LG Q60: triple cámara y alta resistencia
Análisis del Xiaomi Mi A3
4 motivos que justifican dar el salto al 5G en 2019
Libera memoria con la nueva app de Xiaomi Cleaner Lite
Establecer un presupuesto en Google Play: cómo se hace y para qué sirve