El procesador de Google para los Pixel es real, tiene nombre y Google ya estaría probándolo

El procesador de Google para los Pixel es real, tiene nombre y Google ya estaría probándolo

El procesador de Google para los Pixel y Chromebooks parece que sería real, y es que según los últimos datos ya estaría siendo probado por Google.
14/04/2020 a las 15:41 UTC · Ivan Peñalba Solís

Hace escasos días conocimos un rumor muy interesante, y es que Google se habría asociado con Samsung para crear el procesador móvil definitivo, un procesador que aprovecharía la capacidad industrial de Samsung como fabricante de procesadores y los conocimientos de Google en Inteligencia Artificial para desmarcarse de la competencia.

Este rumor sigue alimentándose, y es que hace escasas horas los chicos de Axios han comentado novedades muy interesantes sobre este procesador, el cual ya se encontraría en las oficinas de la propia Google. ¿Por qué sería tan especial este procesador?

Nuevos detalles sobre el procesador de Google para los Pixel

En los dispositivos móviles, el procesador es un elemento fundamental en la experiencia, ya que permite al fabricante tener un control absoluto a la hora de integrar hardware y software. Algunos de los ejemplos más claros son los de Apple y en menor medida Samsung y Huawei. Tras muchos rumores, Google ya estaría listo para crear su propio procesador.

Nuevo Samsung Exynos 9825, el procesador del Galaxy Note 10

Este procesador parece estar lejos de fabricarse en masa, pero ya sería real. Según Axios, Google ya habría recibido los primeros prototipos en sus oficinas. El nombre en clave de este procesador sería Whitechapel. Este procesador estaría planeado que se cree en un proceso de fabricación de 5 nanómetros, siendo mucho más eficiente que los procesadores actuales, los cuales están fabricados en un proceso de 7 nm.

Así es el Pixel Visual Core, el primer chip diseñado por Google para convertirse en líder en fotografía.

Dos de los componentes que Google añadiría al diseño de este procesador serían los procesadores para fotografía e inteligencia artificial, procesadores que Google ya integraba en sus Pixel desde la segunda generación y que ahora estarían dentro del propio chip, aumentando su eficiencia.

  • ISP: conocido como procesador de señal de imagen, se trata del procesador responsable de convertir la señal captada por la cámara. Mientras mejor sea un ISP, más cantidad de información es capaz de extraer de la cámara.
  • NPU: conocido como unidad de procesamiento neuronal, este procesador se encarga de las tareas de inteligencia artificial, como el procesamiento de imágenes o el análisis de voz.

Llegaría el año que viene a móviles Pixel y Chromebooks

Respecto a la disponibilidad, en su día especulamos con que podría llegar a finales de año, pero según las últimas fuentes, no llegaría hasta el año que viene. Este procesador no funcionaría únicamente en móviles Pixel, sino que también terminaría llegando a dispositivos con Chrome OS, como los propios Chromebook de Google, abandonando no solo a Qualcomm, sino también a Intel.

Una parte interesante del soporte para Chrome OS es que Google podría pasar a ser no sólo vendedor de dispositivos, sino también de procesadores, y es que si bien en dispositivos móviles es posible que Google mantenga su exclusividad, el ecosistema de Chromebooks saldría muy beneficiado si Google termina vendiendo sus propios chips a otros fabricantes.

Mostrar comentarios
Vídeos El Androide Libre
Análisis Xiaomi Mi 11
Android 11, Xiaomi y MIUI 12
Analizamos Android 11 en móviles de Samsung
Análisis PocoPhone POCO M3
Análisis Samsung Galaxy S21 Ultra
Análisis Samsung Galaxy A42
Probamos los Samsung Galaxy S21
Análisis Xiaomi Redmi Note 9T
5+1 móviles Android de menos de 300 euros para regalar
KOMOBI City y KOMOBI Pro
Análisis de Android 11 en móviles Vivo
Análisis Amazfit Bip U
La realidad de los móviles de gama media de 800 euros
Análisis realme 7 5G
Análisis LG Wing

Lo más visto

El Oppo A91 llega a España: características, precio y dónde comprarlo
Nuevo OnePlus 8: un teléfono muy equilibrado