Samsung Galaxy Buds Live: análisis y experiencia de uso

Samsung Galaxy Buds Live: análisis y experiencia de uso

Hemos pasado varias semanas probando los Galaxy Buds Live, unos auriculares que ofrecen sonido con calidad AKG, un diseño único y cancelación de ruido.
23/08/2020 a las 19:32 UTC · Ivan Peñalba Solís
En:

Tras la presentación del Galaxy Unpacked donde conocimos los Galaxy Note 20 y 20 Ultra, Galaxy Tab S7 y S7+, Galaxy Watch 3 y Galaxy Buds Live hemos podido probar durante varios días el ecosistema completo y que se pueden comprar en España.

Hoy es turno de conocer a los Galaxy Buds Live, unos auriculares que destacan por dos importantes cambios respecto a la generación anterior, su diseño y la inclusión de cancelación activa de ruido.

¿Merecen la pena los últimos auriculares de Samsung? Durante este análisis saldremos de dudas.

Un diseño atrevido y valiente

El aspecto que más llama la atención acerca de los Galaxy Buds Live es su diseño, y es que son completamente distintos a cualquier otro auricular que hayamos visto. Este diseño, desde sus primeras filtraciones, nos mostraba una especie de forma de alubia, hasta el punto de que popularmente muchos en la comunidad los llamemos Galaxy Beans.

El esfuerzo de Samsung en el diseño no ha sido tan simple como «vamos a imitar la forma de una legumbre a ver que pasa», sino que ha sido fruto de una búsqueda exhaustiva ante el factor forma perfecto, en un diseño que ha pasado por más de 320 maquetas con tres objetivos principales:

Un factor forma único: No hay duda que los Gaaxy Buds Live tienen un diseño inédito en los auriculares. Este diseño no se ciñe únicamente a su aspecto de alubia, sino a sus propias características.

Estos auriculares cuentan con doble altavoz y una única goma, la cual está pensada para aportar un poco de sujección en la concha de la oreja. Apreciamos también el sensor que es capaz de identificar si tenemos el auricular en la oreja o no.

La máxima comodidad: Estos auriculares están pensados para ofrecer una sujección firme, pero que a su vez sea lo más cómoda posible. En un primer momento cuesta un poco entender cómo se ponen (de no ser que al emparejarlos por primera vez la aplicación de Galaxy Wearable te explica cómo hacerlo, yo no habría tenido ni idea) pero una vez están colocados la sensación es estupenda.

Un estuche cuadrado para unos auriculares tipo joya: Para Samsung, estos auriculares son un dispositivo de estilo y quieren trasladar esta experiencia hasta en el estuche de carga, el cual es bastante compacto. Cumple su cometido y, en efecto, nos recuerda a una caja de joyería.

Colores bonitos y materiales eco friendly: El aspecto de los colores quizás sea el más subjetivo de ver. Samsung aquí ha apostado por blanco, negro y Mystic Bronze, el nuevo color de la línea de Samsung y el que mas llama la atención. A nivel personal no me gusta mucho el estilo por haber apostado por tonalidades brillantes y habría preferido colores mate, pero este tipo de elecciones no pueden contentarnos a todos por igual.

Sobre ecología, los Galaxy Buds Live están diseñados para reducir el impacto ambiental usando un 20 % de materiales reciclados. Nos parece bien que Samsung presuma de ello y esperamos que poco a poco este porcentaje siga subiendo lo máximo posible.

Algo que si nos ha gustado sobre su aspecto eco friendly es la facilidad para repararlos por nosotros mismos. Un defecto de este tipo de auriculares es que con el paso de los años las baterías quedan mermadas, y con este nivel de miniaturización no siempre es posible abrirlos y cambiar las baterías para seguir usándolos durante años. Desde los primeros Galaxy Buds Samsung ha destacado a nivel de ingeniería interna por su facilidad de reparación, y con este ambicioso diseño temíamos que hubiesen dejado de lado. No ha sido así, y es digno de mención.

Los Galaxy Buds Live, valorados como auriculares

La calidad de sonido firmada por AKG es excelente, como ya nos viene acostumbrando el fabricante de sonido. Estos auriculares cuentan cada uno con un doble altavoz y la experiencia de sonido es muy inmersiva, lo que hace que se disfruten especialmente al ver una película o serie. Gracias al ecualizador, podemos personalizar la experiencia mejor al tipo de música que escuchemos.

En cuanto a batería, Samsung promete 6 horas por carga y dos cargas completas por el estuche. En nuestro día a día, con cancelación de ruido desactivada y sonido moderado hemos podido pasar la franja con solvencia, aunque cuando le damos más potencia y cancelación de ruido activa se nos ha quedado en unas 4 horas. Es prácticamente la mitad que los Galaxy Buds+, pero es entendible dado su reducido tamaño.

La tecnología de cancelación de ruido funciona, pero si el auricular no tapa tu canal auditivo no sirve de nada.

La cancelación de sonido activa es como si no existiese si los auriculares no tapan correctamente tu canal auditivo. En estas dos semanas he podido probarlos con varias personas y la conclusión general es esa: que la tecnología funciona genial siempre que se tapen bien. Y al no llevar goma para el canal auditivo es muy complicado.

Para experimentarla y que fuese funcional, en mi ocasión he tenido que poner los auriculares a presión, haciendo que pierdan toda la comodidad posible. Esta es una apreciación personal y dependiendo de la oreja de cada uno se adaptará peor o mejor.

Una ausencia importante es la del sonido ambiente que incluían los Galaxy Buds+, aquí no podremos escuchar mejor el sonido a nuestro alrededor. Tampoco la he echado mucho de menos porque al no tapar por completo mis oídos

Aplicación y software

Para sacar el máximo partido a los Samsung Galaxy Buds Live debes descargar la aplicación de Samsung Wearable. Si bien puedes disfrutar de los auriculares sin instalar la aplicación, su comportamiento será el de unos auriculares inalámbricos más, mientras que al instalar la aplicación aumentan las posibilidades. La aplicación viene preinstalada en móviles de Samsung, pero es compatible con móviles Android y iOS (en iOS no están disponibles las funciones de Samsung Labs, eso si).

Desde la aplicación tenemos una serie de opciones muy interesantes como:

  • Comprobar el nivel de la batería de cada auricular y el de los estuches.
  • Acceder al ecualizador integrado.
  • Personalizar el gesto de mantener pulsado en cada auricular para activar o desactivar las siguientes funciones:
    • Cancelación activa de ruido.
    • Comandos de voz.
    • Bajar o subir volumen (el izquierdo para bajar, el derecho para subir).
    • Acceso directo a la música de Spotify.

  • Activar o desactivar Bixby (función exclusiva de los Samsung Galaxy).
  • Activar o desactivar la conexión automática de auriculares.
  • Samsung Labs:
    • Modo juego: reduce drásticamente la latencia para poder usar los auriculares al jugar.
    • Aliviar presión con sonido ambiente.

  • Buscar mis auriculares: Los auriculares empezarán a pitar para econtrarlos.
  • Leer en alto las notificicaciones: Esta función es capaz de leer las notificaciones pero solo funciona con la alarma, llamadas entrantes y perdidas, mensajes SMS y eventos del calendario. Es una función que nos encanta y sería genial que llegase a Telegram, Gmail y WhatsApp.
  • Actualización de software: Una particularidad de los auriculares de Samsung es que son capaz de actualizar su firmware para solucionar problemas o para añadir nuevas funciones. Ya lo vimos en acción cuando los Galaxy Buds recibían algunas de las novedades de los Buds+ y es genial que Samsung mejore su producto en el tiempo.
Versión:
Autor:
Requiere
Tamaño:

Cargado de comodidades

Uno de los factores que más me gustan de los Galaxy Buds Live es su comodidad a la hora de cargarlos. Tienen un puerto USB C que sinceramente no he utilizado nunca, ya que cuentan con carga inalámbrica. Si ya tienes un cargador Qi en casa para tu móvil puedes utilizar ese mismo cargador para cargar los auriculares. Todo lo que sea tener menos cables, mejor.

Si tienes un Galaxy S10, S20, Note 10 o Note 20 puedes aprovechar la tecnología Wireless Power Share para cargar los auriculares simplemente dejándolos encima del móvil. Un valor añadido si tienes cualquiera de estos móviles.

Los Galaxy Buds Live tienen una característica que hace que sean muy cómodos de utilizar en un mundo en el que disponemos de varios dispositivos, y es que recuerdan muy bien los equipos en los que fueron emparejados. En mi experiencia, suelo tener problemas con los auriculares bluetooth cuando los emparejo con el móvil, despúes con el ordenador y quiero volver a utilizarlos con el móvil. Esta situación en la que tienes

La integración con dispositivos de Samsung es si cabe incluso mejor. En el momento que emparejé los Buds Live con el Note 20 Ultra (proceso que además es intuitivo al aparecer un popup), el emparejamiento se realizó también con la Galaxy Tab S7 y el Galaxy Watch 3. Todos los dispositivos vinculados con la cuenta de Samsung se sincronizan y solo hay que emparejarlos una vez.

Y, al contrario de lo que sucedía previamente, los Galaxy Buds Live ya no exigen que estén vinculados únicamente a un dispositivo en la aplicación de Galaxy Wearable. En todos los dispositivos que tengas la aplicación podrás gestionar los ajustes y actualizar el software. En los dispositivos que no tengas la aplicación simplemente funcionarán como unos auriculares bluetooth más.

Conclusiones: excelencia y ANC sólo si se adapta a tu oído

Galaxy Buds+ (izquierda) frente a Galaxy Buds Live (derecha).

Como valoración personal, mis auriculares completamente inalámbricos siguen siendo los Galaxy Buds+ que analizamos hace unos meses. En aquel momento nos pareció que su única debilidad respecto a sus rivales directos era la cancelación de ruido activa, pero conforme han pasado los meses he descubierto que esta tecnología es completamente inútil para mi, al menos en lo que respecta en auriculares TWS.

No es que la tecnología sea inútil por si misma, sino porque para que funcione correctamente es necesario que los auriculares tapen por completo tu canal auditivo. En los auriculares de diadema no suelo tener problemas y es excelente, pero parece que la morfología de mis orejas es incompatible con este tipo de auriculares. Este tipo de valoraciones al final no son una verdad universal que valga para todo el mundo, pero la misma premisa se aplica a presuponer que la cancelación de ruido va a funcionar sin saber como se adaptará a la oreja.

Por diseño y calidad de sonido son totalmente recomendables, pero la cancelación de ruido activa no termina de funcionar para todo el mundo.

Definitivamente recomiendo los Galaxy Buds Live, pero con la recomendación viene el consejo. Si los compras, hazlo en una tienda que te ofrezca plazos para devolverlo, y durante los primeros días pon la cancelación de ruido activa a prueba. Lo mismo se aplica a la ergonomía, que en nuestra experiencia son los auriculares más cómodos del mercado pero puede que para ti no lo sean.

Mostrar comentarios
Vídeos El Androide Libre
3 motivos para comprar un móvil gaming
Probamos Android 12
Análisis Xiaomi Mi 11
Android 11, Xiaomi y MIUI 12
Analizamos Android 11 en móviles de Samsung
Análisis PocoPhone POCO M3
Análisis Samsung Galaxy S21 Ultra
Análisis Samsung Galaxy A42
Probamos los Samsung Galaxy S21
Análisis Xiaomi Redmi Note 9T
5+1 móviles Android de menos de 300 euros para regalar
KOMOBI City y KOMOBI Pro
Análisis de Android 11 en móviles Vivo
Análisis Amazfit Bip U
La realidad de los móviles de gama media de 800 euros

Lo más visto

Portapapeles en el teclado de Google: cómo se activa y se configura en Android
Es oficial: habrá un juego de Fall Guys para móviles